elnuevodiario.com.ni
  •   SAN JOSÉ  |
  •  |
  •  |
  • AFP

Un nicaragüense de 79 años, residente en Costa Rica, renunció a un modesto subsidio estatal de 130 dólares mensuales, tras ganarse un suculento premio de lotería, el equivalente a unos 130,000 dólares, informó la institución de la Seguridad Social.

El anciano, identificado como Francisco Prado, se presentó ante los funcionarios de la Caja Costarricense del Seguro Social, CCSS, para pedirles que reorientaran la ayuda económica hacia otro anciano que la necesitara más que él.

“Mi idea es que se lo den a otro viejito, a alguien que esté muy necesitado”, declaró Prado a un medio de comunicación que lo entrevistó la víspera.

De “ejemplar, honesto y admirable”, calificó el gesto del adulto mayor Miguel Pacheco, Gerente de Pensiones de la CCSS, institución que otorga unas 87,000 ayudas a personas de escasos recursos, entre adultos mayores, discapacitados y otras personas que necesitan apoyo especial del Estado.

El hombre, que durante toda su vida fue agricultor, dijo que depositó el dinero del premio en el banco, y que seguirá viviendo de los intereses que genere.

A su muerte, agregó, el dinero deberá repartirse entre sus ocho hijos y sus numerosos nietos.