•  |
  •  |
  • END

El Fiscal General de la República, Julio Centeno Gómez, confirmó ayer que el Ministerio Público está investigando la situación del Banco del Éxito (Banex) en Chinandega, que se ha visto envuelto en una grave situación de acusaciones y contraacusaciones en la que están en juego sumas millonarias de dólares, productores afectados y una posible secuela de delitos cometidos.

Además, aseguró que la Superintendencia de Bancos y otras Instituciones Financieras (Siboif) ya está informada de la situación.

Como el Interbank

“Se está investigando, porque supuestamente hay una mafia parecida a la que operó en el Interbank”, expresó el fiscal Centeno.

EL NUEVO DIARIO intentó al respecto conocer la posición del Superintendente de Bancos, Víctor Urcuyo, pero no se logró localizar. Incluso, se visitó las instalaciones de la Siboif, donde Martha Padilla, de Relaciones Públicas, indicó que quizás el funcionario podría hablar del tema hoy, aunque eso dependerá de su “agenda”.

Tampoco se consiguió abordar al gerente de Banex, Aristóteles Esperanza, ni a Gabriel Solórzano, presidente de la Junta Directiva de Banex, pese a que se acudió a sus números celulares disponibles para la prensa nacional, y se visitaron las instalaciones de la entidad bancaria. Se supo que Solórzano está fuera del país y que regresará hasta finales del presente mes.

Es una millonaria maraña

Se conoció que a cinco millones de dólares ascendería la deuda del Banco del Éxito, Bañes, sucursal Chinandega, antes Findesa, en concepto de pago de la cosecha correspondiente 2008-2009 a un total de cuarenta productores de maní de los departamentos de León y de Chinandega.

Once productores de Quezalguaque, de León y de Chinandega, representados por el abogado Alberto Ubilla Gasteazoro, acusaron formalmente a la entidad bancaria por una deuda de 219 mil dólares pendiente desde hace más de un año, cuando entregaron su cosecha a la empresa comercializadora de maní, Cosajosa, que se comprometió a financiar el 60 por ciento de los costos de producción.

El abogado expresó que en 2008, cuando operaba Findesa, los productores de maní Axel Somarriba y Pedro Reyes, principales socios de Cosajosa, alquilaban fincas a personas ficticias para sembrar cacahuate, y recibían el pago por la venta de las cosechas a dos acopiadoras mexicanas.

Afirma que se coludieron

El abogado chinandegano reveló que miembros de la Junta Directiva de Findesa fueron desplazados por extranjeros, cuando se convirtió en Banex, y según él, la Superintendencia de Bancos les aprovisionó los créditos que ellos tenían.

Explicó que los productores de maní entregaban su cosecha a Cosajosa, cuyas instalaciones funcionaban cerca de la Virgen del Camino, en la carretera Chinandega-El Viejo, que exportaba la producción a las dos empresas mexicanas.

“Existe una confusión entre persona natural y jurídica, porque Axel Somarriba y Pedro Reyes utilizaban a familiares de ambos como productores simulados que sembraban 800 manzanas. Estos señores conseguían financiamiento con empresas privadas como Ramac y Duwest, que les aportaron crédito por 300 mil dólares la primera y por 600 mil dólares la segunda.

Las explicaciones de Banex
Manifestó que representantes del Banex dijeron a los productores de maní que Axel y Pedro desviaron más de un millón 700 mil dólares por otras vías bancarias que no eran las acordadas, por lo tanto, no les cancelarían.

Indicó que realizaron un estudio de emisión y de aplicabilidad de fondos contables, y comprobaron que los dos representantes de Cosajosa, recibieron todo el producto de la venta del maní correspondiente a la cosecha 2008-2009.

“El Banex aceptó en un contrato firmado que desviaron vehículos y otras garantías que se constituían en la restauración del pago de nuestros productores. Un señor de apellido García, socio de Cosajosa que financió más de 200 mil dólares al inicio a esa empresa, se llevó las maquinarias. Él actuó de buena fe, y fue sorprendido al igual que el grupo de productores”, dijo Ubilla.

A su juicio, están comprobados 31 delitos, por los cuales según él, deberán responder varios funcionarios de Banex, de Alfinsa y de Cosajosa.

Al medio día del martes, en la sucursal bancaria de Chinandega, se observó poca afluencia de clientes, aunque su gerente Roberto Osorno, aseguró escuetamente que el banco está funcionando normalmente.

Fiscalía investiga

La Fiscalía de Chinandega investiga una denuncia interpuesta por el Banex por estafa y estelionato, y están a la espera de funcionarios de la entidad bancaria para que sustenten sus afirmaciones de que les han dado en prenda bienes que habían sido usados para el mismo fin.

El Ministerio Público también investiga una denuncia de un grupo de productores por estafa, contra el banco y contra la comercializadora de maní, Cosajosa, cuyas instalaciones están intervenidas por el Banex.

Banex acusa a sus funcionarios

Una fuente ligada a la investigación dijo que el banco denuncia a varios de sus funcionarios. “Las investigaciones están abiertas, en este momento no podemos afirmar nada al respecto, estamos recabando pruebas, de confirmarse estaríamos frente a delitos patrimoniales, empresariales y financieros”, afirmó.

Añadió que el Banex y Cosajosa se reclaman dinero mutuamente, por lo que investigan cómo realizaron las operaciones, con el fin de determinar responsabilidades penales.

Confirmó que hay una denuncia por más de un millón 700 mil dólares que el banco dice que le desviaron, y varios personeros han afirmado a la Fiscalía que aun con ese faltante están solventes.

El abogado de Axel Somarriba y de Pedro Reyes aseguró que el próximo jueves darán a conocer su versión de los hechos.

Rosales no está enterado, pero…

Entre tanto, el presidente del Consejo Directivo de la Superintendencia de Bancos y otras Instituciones Financieras (Siboif) y presidente del Banco Central de Nicaragua, BCN, Antenor Rosales, dijo desconocer cualquier tipo de notificación por parte del Ministerio Público sobre Banex.

“Todo aviso, denuncia y comunicación legal o judicial que se le haga a la Superintendencia de Bancos, por parte de otra institución del Estado, es el Superintendente (Víctor Urcuyo) quien la recibe, porque él es el representante legal de la Siboif”, refirió.

Por otro lado, informó a EL NUEVO DIARIO que la situación crediticia del Banco del Éxito, Banex, está siendo seguida muy de cerca por dicha entidad.

Rosales indicó que la supervisión de las financieras y bancos regulados por la Siboif es una tarea diaria, por lo que conocen el estado del Banex y del resto de instituciones reglamentadas por la misma.

Cuenta-habientes a salvo

“En relación con el Banex, el informe día a día del que tengo conocimiento demuestra que este banco cuenta con la liquidez suficiente y necesaria para garantizar los depósitos de sus cuenta-habientes”, aseguró Rosales.

Sin embargo, en febrero pasado la firma calificadora de riesgos Fitch Ratings cambió la calificación para corto y largo plazo de Bañes, pasándola de C (nic) a D (nic); ya que en diciembre de 2009 la calificación del mismo banco pasó de BBB+(nic) a C(nic), por el continuo deterioro de la calidad de su cartera crediticia, según un comunicado de la firma, en su momento.

Banex, el menos rentable, según Avendaño

El experto en macroeconomía, Néstor Avendaño, indicó en días recientes que Banex es el banco menos rentable del
Sistema Financiero Nacional. Además, de acuerdo con su ranking bancario trimestral, correspondiente a enero-marzo de 2010, es el banco con la mayor proporción de cartera vencida y es el que posee el menor colchón para riesgos, debido a que su reserva de cartera y su patrimonio es igual a 1.92 veces el monto de crédito vencido.

Aparte de eso, en este momento tiene la menor cobertura contra riesgos cambiarios, según el especialista, aunque paga la mayor tasa de interés anual sobre depósitos de ahorro, lo que se explica en parte por su interés de captar más depósitos del público.

De financiera a banco en 2008

En octubre de 2008, el Banex pasó de ser una financiera regulada por la Siboif y conocida con el nombre de Findesa, a banco. En su portal electrónico, la institución bancaria indica que éste fue un paso “trascendental” en la trayectoria de la institución, que se ha especializado en microfinanzas.

(Con la colaboración de Amparo Aguilera y Cristhian Marenco)