•   CHINANDEGA  |
  •  |
  •  |
  • END

Dos fuertes explosiones poco después del mediodía alteraron la tranquilidad de viernes de los chinandeganos, cuando el volcán San Cristóbal, de 1.745 metros de altura, lanzó todo tipo de material piroclástico, incluyendo rocas hasta con un diámetro de diez metros, que al caer, quemaron varios pastizales en la zona de Santa Cruz.

Era la una de la tarde con cinco minutos cuando se produjo la primera explosión y cinco minutos después se producía una segunda. Cientos de chinandeganos que volvieron la vista hacia el coloso pudieron apreciar cuando un hongo de cenizas salía del cono.

Enormes piedras incandescentes también fueron lanzadas por la fuerza volcánica, y las que cayeron en Santa Cruz provocaron un incendio en 5 manzanas de pastos en el área protegida del complejo volcánico Chonco-San Cristóbal-Casitas. El mayor Carlos Cáceres, jefe departamental de Defensa Civil, indicó que las cenizas fueron llevadas por los vientos hacia las zonas pobladas de La Grecia 1 y La Grecia 4, pero no se reportan daños.
 
El jefe de Defensa Civil dijo que de inmediato se activaron los planes de alarma que incluyen el sistema de alerta temprana, observación de mapas, rutas de evacuación y observación, que está a cargo de Vicente Pérez, guardián del San Cristóbal.

Sin embargo, durante la noche del viernes y el sábado, el coloso no mostró nuevos signos de lanzar gases y cenizas, por lo que el Instituto Nicaragüense de Estudios Territoriales (Ineter) dijo que se trata de una desgasificación del volcán, que no es nada extraordinario y no ha causado daños.