Eloisa Ibarra
  • |
  • |
  • END

Mientras la Procuraduría General de la República (PGR) avanza en establecer mayores mecanismos de control para resolver el conflicto de la propiedad, la Corte Suprema de Justicia (CSJ) se puso a disposición de la primera para ayudar a poner orden en materia de propiedad.

En ese orden, el Procurador General de la República, Hernán Estrada, a través del Programa de Ordenamiento de la Propiedad (Prodep), entregó un equipamiento completo para instalar el Sistema Integrado de Registro y Catastro (Siicar) a la Dirección de Catastro y Registro.

El equipamiento consiste en 76 computadoras, 20 servidores, dos ploter, cinco system storage, seis scaner y 16 impresoras, todo valorado en 463,294.00 dólares, financiados por el Banco Mundial, según una nota de prensa de la Procuraduría General de la República (PGR).

El Siicar es una herramienta automatizada para procesar datos y validar las modificaciones en cuanto a la situación legal y geográfica de una propiedad.

Se espera realizar análisis de datos internos y contar con las estadísticas de un registro público moderno, y en su última etapa, proporcionar a todos los potenciales usuarios, ya sean públicos o privados, información actualizada a través de consulta en las oficinas y posteriormente, mediante acceso electrónico de sólo lectura.

La adquisición de equipos es para el funcionamiento del Sistema Integrado de Registro y Catastro en las instituciones Catastro Managua, Catastro Chinandega, Catastro Estelí y Registro Managua, Registro Chinandega y Registro Estelí.

Buscan modernización

Con ello se pretende modernizar, garantizar y computarizar todas las tareas de Registro (inscripción) por mandato de la ley, con miras a preservar los datos históricos y a mantener los datos vigentes y futuros actualizados.

Además, facilitar el acceso a la información contenida en el sistema, generando los documentos requeridos rápidamente, y simplificando los procedimientos de Registro para las transacciones de propiedades.

También garantizar el vínculo permanente de los datos catastrales (información geográfica) con la información registral (título de la tierra o escritura), y mantener simultáneamente actualizado el Registro y la información de campo catastral.

Brindar un fácil acceso y distribución de información integrada sobre tenencia de la tierra a múltiples usuarios para diversos propósitos, incluyendo a las alcaldías para recaudación de impuestos sobre la propiedad, uso de tierra o planificación territorial.

El Siicar proporcionará una herramienta para facilitar la seguridad jurídica a los usuarios en materia de bienes inmuebles; información precisa, oportuna y actualizada a los usuarios para realizar sus funciones, así como una distribución equitativa de la carga de trabajo a los funcionarios.

A medio año en otros departamentos

Para junio de 2008 se espera tener instalado y en explotación en Estelí, Chinandega, Managua, León (será financiado por CRM) y OA–Siicar (centro donde se concentrará la información nacional).

Los beneficios a los usuarios son: una sola presentación de documentos para trámite, en Ventanilla Única (Registro y Catastro); poder realizar transacciones de cualquier parte del país en un solo punto y realizar consultas en Web o en el sitio del Estado en que está su trámite.

Los beneficios a las instituciones son: sustituir el soporte análogo por un soporte digital (prescindir el uso de tomos, fichas y planos) y automatizar los procesos de Registro/Catastro para disminuir la práctica manual.

Asimismo, tener Información Catastro / Registros actualizada, sincronizada y no duplicada; interacción de todos los procesos registrales y catastrales; auditoría sobre los procesos (quién hizo qué, cuándo, cómo y dónde), reducción drástica en el tiempo de respuesta, atención y trámites. Simplificar los trámites para el cliente (fuente única para trámites determinados). Existe un solo lugar para solicitud y respuesta.

La información al usuario se administra y maneja de manera transparente. Los datos, con diferentes estatus (saneados/no saneados), provenientes de los sistemas actuales, están integrados al Siicar, incluye un extra, imágenes/historia archivo/búsqueda)
Existe un centro nacional de cómputo, ubicado en Managua. A nivel nacional, departamental y local se pueden realizar las consultas de información catastral y registral sobre cualquier parte del país.

Entre las mejoras que contempla el sistema, están: asigna automáticamente los expedientes a los técnicos registrales y registradores de acuerdo con su carga de trabajo, y guarda la fecha y hora de inicio y fin de cada actividad para fines estadísticos de balanceo de la carga.

Ayuda “on line”

El sistema suministra una ayuda en línea, integrada con el manual de procedimientos internos, ofrece Asistentes automatizados --Wizards-- para los procesos complejos de ejecución ocasional, y guía de la mano al personal nuevo en las operaciones complejas y frecuentes. Con esto, los usuarios aprenden solos y más rápidamente.

El sistema garantiza una perfecta correspondencia entre las leyes vigentes y los procesos, permitiendo un fácil mantenimiento por medio de la tecnología apropiada.

La lógica legal de las leyes a cumplir se implementa por medio de un modelo gráfico, que puede ser modificado cuando se dan enmiendas a las leyes, y pone en evidencia la relación directa entre los procesos y los artículos de las leyes.

El sistema permite tramitar en un solo lugar, a nivel municipal (a mediano plazo) tanto las gestiones catastrales como las registrales.

El sistema permite integrar las operaciones del Registro con las del Catastro, de tal manera que la notificación de una transacción registral derivada de un acta de deslinde, que involucra una modificación catastral, o viceversa, es inmediatamente comunicada por el primero al segundo, bien sea por correo electrónico o por integración directamente de los datos, por ejemplo, la emisión de una Orden de Cambio del Catastro que genera una notificación de cambio en los datos geográficos, la que podrá generar la actualización de oficio de la información de los asientos registrales, por ejemplo, mediante una nota marginal.

Permite que cada usuario que inicia una gestión registro-catastral consulte el estado de su gestión desde una estación de computadora, dentro o fuera de la red local, a través de un código temporal, y consulten un tomo, folio y número de asiento en particular, a través del sistema administración de imágenes digitalizadas.

CSJ respalda a PGR en tema de propiedad

La CSJ apoyará al Gobierno y al Procurador General de la República, Hernán Estrada, con acciones que ayuden a resolver el problema de la propiedad, que cada día se torna más candente, dijo el magistrado Francisco Rosales.

Informó que a través de una circular, orientaron a todos los jueces del país que no emitan más títulos supletorios, porque esa ha sido una de las figuras más utilizadas para apoderarse de propiedades que tienen sus legítimos dueños o le pertenecen al Estado.

De la misma manera han dicho a los jueces que no puede haber acción de prescripción de los 30 años cuando existe un antiguo dueño, y que en todo caso la prescripción es una excepción y no una acción, como se ha venido utilizando.

Afirmó que los jueces deberían cumplir con lo ordenado a través de la circular, en relación con títulos supletorios y ventas forzadas simuladas, pero algunos dicen que la circular no los vincula, aunque deben acatarla por el bien de el país y el interés de la nación.

El doctor Rosales criticó que los diputados de la Asamblea Nacional suspendieron la aprobación de la Ley Registral, a través de la cual se prohibía la utilización de figuras que sólo sirven para provocar mayor desorden en materia de propiedad.

Recordó que la Asamblea suspendió la aprobación de la Ley cuando se trató de establecer si el Registro es de carácter constitutivo o declarativo, lo cual es una discusión vieja y difícil de llegar a acuerdo porque existen diversas tesis.

Rosales considera que la Procuraduría puede hacer uso de la Ley 278, de la Propiedad Urbana y Rural, para declarar la nulidad de transacciones que se hicieron a través del Poder Judicial, como debió hacerse, y no por decisiones administrativas, porque “cuando se discute el tuyo y el mío es un asunto del Poder Judicial y no del ámbito administrativo”.