•   MANAGUA  |
  •  |
  •  |

Al son de chicheros y pólvora, miles de feligreses capitalinos despidieron a Santo Domingo, que cada 10 de agosto regresa a su eterna morada, la iglesia de Las Sierritas.

La diminuta imagen veneraba por cientos de capitalinos fue despedida a eso de las siete de la mañana, minutos después que el padre Virgilio Suira celebrara la misa y comenzara el largo recorrido de regreso a su parroquia.

Aunque la Policía Nacional destinó más de tres mil efectivos para resguardar el orden público, fueron notables los incidentes dentro de la iglesia, en especial los robos con intimidación y las faltas al orden.

La imagen de Santo Domingo, al salir de la iglesia de su mismo nombre se enrumbó hacia el mercado Oriental, donde los comerciantes le aclamaban mejoría en sus ventas y que los precios de los productos bajaran, al mismo tiempo que resguardaban su mercadería de uno u otro fiel que andaba en “uno y dos mandados”.

De su lado, a esta hora la Cruz Roja ha reportado atenciones a desmayados producto de insolación y uno que otro lesionado por una caída, en su mayoría los que andan en estado de ebriedad.

Se espera que el santo ingrese a su parroquia a eso de las cinco de la tarde, mientras las autoridades estarán custodiando hasta que finalicen las celebraciones.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus