•  |
  •  |
  • END

Representantes del Consejo Nacional de Universidades, CNU, y de organizaciones de derechos humanos lamentaron y condenaron el ataque sufrido por docentes y trabajadores de la Universidad Autónoma de Nicaragua en León, y criticaron tanto la manipulación partidaria de los estudiantes como la falta de acción policial.

El ingeniero Telémaco Talavera, Presidente del Consejo Nacional de Universidades, CNU, consideró lamentable la situación y aunque dijo desconocer los detalles del problema, indicó que este tipo de acciones no abonan en nada a la bienandanza de las universidades, por lo cual no deberían ser.

“Lamento este tipo de situaciones. Son cosas que deberían evitarse”, comentó, agregando que esto empaña el trabajo de las casas de estudios superiores.

Elmer Cisneros, rector de la Universidad Nacional Autónoma de Nicaragua, UNAN – Managua, también lamentó que una vez más la universidad más grande del país se vea envuelta en hechos de violencia que no concuerdan con su naturaleza, visión y misión.

Invitan a dialogar

“No tengo seguridad de que sea una vendetta política… de cualquier manera instaría a las partes involucradas a que dialoguen sobre esto, dado que es una imagen inadecuada que no conviene”, dijo Cisneros.

El rector que hasta la mañana de ayer no había tenido comunicación directa con su homólogo en León para conocer del asunto, expresó confiar en la sensatez de los involucrados y en el nivel que tienen. “El hecho ya de ser estudiantes universitarios implica que tienen otra capacidad de ver los fenómenos sociales”, comentó, reiterando la necesidad de que se cuide el prestigio de la institución universitaria. “Expresiones de este tipo causan otra visión a la sociedad nicaragüense”, advirtió.

Por su parte, la doctora Vilma Núñez, Presidenta del Centro Nicaragüense de Derechos Humanos, Cenidh, dijo pronunciarse no sólo como representante de su organización, sino también como egresada de la UNAN-León, a la que considera su universidad. “Esta agresión fascista no sólo constituye una violación a los derechos humanos de los profesores universitarios, impidiéndoles manifestarse, sino también es parte de la escalada como parte de una serie de violaciones a la autonomía universitaria en los propios recintos”, dijo la doctora Núñez, recordando al rector e impulsor de la misma autonomía, Mariano Fiallos Gil.

“Despedidos por no ser fieles a Ortega”

“Me siento verdaderamente indignada y condenamos el atropello. Criticamos a las autoridades universitarias que no tienen la capacidad para resolver asuntos internos, por otra parte es un espectáculo bochornoso el que representa la actual dirigencia estudiantil, quedando una vez más demostrado que como tal simplemente es un instrumento. Lo que motiva esta agresión son fines políticos y partidarios, ya que aparentemente los profesores despedidos, no son fieles a los intereses partidarios de un rector afín al gobierno del presidente Daniel Ortega”, expresó, comentando que el culpable de todo es el mandatario, quien promueve el dominio total, en busca de su perpetuidad en el poder.

La presidenta del Cenidh indicó que la instancia que en otros tiempos dieron ejemplo de civismo, de lucha por los derechos y contribuyeron a la transformación del país, ahora se ha convertido en gente vulgar y violenta, que se cubren el rostro para agredir a sus compañeros universitarios, donde la ausencia de las autoridades policiales fue evidente.

Mientras tanto, la comisionada mayor Vilma Reyes, vocera de la Policía Nacional, dijo que la situación fue un conflicto interno ocurrido en la UNAN de León y aseguró que sí estuvieron presentes durante el problema.

“Ocurrió de edificio a edificio y se dio en la calle de la universidad. Hicimos presencia y por eso no pasó a más. Hasta el momento no hay ninguna denuncia interpuesta por nadie en León por ese caso, pero si hay alguien que quiera hacerlo que la interponga”, dijo la comisionada mayor, recordando que en situaciones como Éstas en los recintos del Alma Máter no pueden intervenir por la Ley de Autonomía Universitaria.