•   MANAGUA  |
  •  |
  •  |
  • AFP

Unos 600.000 nicaragüenses que están discapacitados por guerras, accidentes o enfermedades, y que viven en su mayoría en la pobreza, iniciarán una campaña de sensibilización para mejorar sus condiciones de vida, informaron hoy representantes del sector.

La iniciativa es promovida por la Federación de Asociaciones de Personas con discapacidad (Fenocori), que agrupa a personas con mutaciones congénitas o adquiridas, anunció su presidente, David López, en rueda de prensa.

La campaña, denominada "Cuando reconoces mis derechos somos iguales", arranca mañana con una marcha que los discapacitados realizarán hasta el Congreso, en Managua, para pedir una reforma a la llamada Ley de Pensión de Gracias, con el fin de ampliar su rango de beneficios.

La ley cubre actualmente a 600 discapacitados con un presupuesto de apenas 238.000 dólares, que el gremio propone subir a 952.000, precisó López, quien quedó ciego a los 15 años a causa de una enfermedad.

También solicitarán que se apruebe el proyecto de Ley de los derechos de personas con discapacidad, en estudio en el Congreso, que busca crear condiciones para promover el acceso a la educación y el trabajo, además de adecuar la infraestructura, como la construcción de rampas en los edificios.

Los discapacitados respaldarán sus demandas con 43.000 firmas de ciudadanos que recogieron en todo el país.

Se estima que el 10,5% de los nicaragüenses sufre algún tipo de discapacidad, de acuerdo con el último censo realizado en 2005, según datos divulgados por la Federación.

Entre las actividades previstas, hasta el 25 de agosto, los discapacitados impulsarán campañas radiales, charlas académicas y otras manifestaciones en el interior del país para sensibilizar a la población sobre sus derechos y necesidades.