Amparo Aguilera
  •  |
  •  |
  • END

El presidente del Consejo Superior de la Empresa Privada Cosep, José Adán Aguerri, insistió ayer en que su reelección, en la cúpula empresarial, es parte de un proceso “transparente y democrático”.

Además, dejó entrever que ha hecho un “buen trabajo”, por tanto, el “apoyo” a su candidatura está respaldado por ese hecho. Pero no sólo eso, también subrayó que su labor es “voluntaria”, es decir, “no recibe sueldo” por ejercerla. “No gano nada”, enfatizó a El NUEVO DIARIO.

Aguerri confirmó que a la fecha es el único candidato para la presidencia del Cosep, cuya elección acontecerá el próximo primero de septiembre en Managua. El líder del sector privado aseguró que 14 cámaras empresariales, es decir la mayoría, apoyan su candidatura.

“La elección es un proceso abierto, democrático e inclusivo. Los que toman la decisión son las 17 organizaciones que conforman el Cosep, son los electores, y son los que en función de los resultados que ven en las personas que se postulan deciden si las apoyan o no”, expuso.

En su caso planteó que él ha venido haciendo cambios “significativos”, en los últimos tres años, en el Cosep.

Por ejemplo, “hemos pasado de 11 a 17 organizaciones; el presupuesto del Cosep ha crecido diez veces; a nivel internacional tenemos más presencia, hoy día tenemos proyectos con el Banco Mundial, BM, con el Banco Interamericano de Desarrollo, BID, y con países europeos, algo que no había existido antes en la historia del Cosep”, subrayó. A nivel local, tampoco pasan inadvertidos, según refirió. “Tenemos una presencia fortísima en materia legislativa, hemos empujado un proceso hacia los departamentos --nunca antes se dio--, y contamos con un área de comunicaciones moderna que no tiene ninguna organización empresarial en Centroamérica, entonces, en función de esos cambios nos estamos postulando para el período 2010-2011”, justificó, descartando con ello que sea indefinida.

“La reelección presidencial es otra cosa”

Aguerri enfatizó que lo suyo se enmarca en el “nuevo” liderazgo. “No es un viejo liderazgo. Para estar en el Cosep cuatro años tenemos que ir cuatro veces a procesos electorales. En el Gobierno, en cambio, para estar cinco años sólo te tienen que escoger una vez”, comparó.

En este momento, “la reelección del presidente de Nicaragua no está permitida por la Constitución Política. En el caso del Cosep, los estatutos no lo prohíben porque se reformaron”, subrayó, al insistírsele que se le cuestiona por su “apego” al cargo, que es lo que parte de la sociedad civil, incluyendo una parte de los empresarios, le critican precisamente al presidente de la República, Daniel Ortega.

Pero Aguerri ejemplificó que hay otras organizaciones con líderes de vieja data. Entre éstas nombró al Centro Nicaragüense de Derechos Humanos, Cenidh.

“En Nicaragua tenemos personas de enorme trayectoria que han estado por muchos años manejando organismos, y eso no quita su efectividad, como es el caso de doña Vilma Núñez… si en el organismo que ella maneja y en el organismo que nosotros manejamos, las leyes son cumplidas y se trabaja de manera abierta y democrática, es lo que corresponde (lo que cuenta)”, apuntó, tras indicar que vive de sus negocios e inversiones, no de cargo del Cosep.