•  |
  •  |
  • END

Más de 400 trabajadores afiliados a la Federación de Trabajadores de la Salud, Fetsalud-Managua, marcharon ayer desde el Hospital “Fernando Vélez Paiz” hacia los juzgados, en respaldo de dos médicas ginecobstetras condenadas a un año de cárcel por la muerte de una mujer.

La manifestación, que se tornó violenta al llegar a la sede del juzgado capitalino, tuvo como finalidad entregar un pliego de más de 4 mil 600 firmas de los trabajadores de la Salud que apoyan a sus colegas.

En el trayecto de un poco más de un kilómetro, una enfermera fue atropellada por un conductor a quien los sindicalistas quisieron agredir, pero al final pudo más el diálogo como solución al conflicto.

Las firmas de apoyo para las doctoras Jamileth Mejía Montenegro y María Auxiliadora González se convirtió en un verdadero zafarrancho en el Complejo Judicial Nejapa, porque una centena de trabajadores de la Salud entraron por la fuerza, forcejearon con vigilantes, y “sitiaron” al juez y a la fiscal Karla Santamaría, quien tuvo que abandonar el recinto con resguardo policial.

Ante la presión, el juez Henry Morales tuvo que atender a una representación dea Fetsalud, encabezada por la diputada Iris Montenegro.

El judicial les dejó claro que ahora con el nuevo sistema de gestión de despacho judicial, todos los documentos deben ser presentados en la vía correspondiente, es decir, en la Oficina de Recepción Única de Escritos.

La dirigente sindical y diputada sandinista Montenegro, se solidarizó con la familia de la paciente muerta, pero señaló que Fetsalud tiene una responsabilidad con los trabajadores de Salud, quienes trabajan con la mejor de las intenciones.