• |
  • |
  • END

El Cónsul de Nicaragua en Estados Unidos, Cesar Antonio Mercado Pavón, fue encontrado degollado en el apartamento donde residía, en el barrio neoyorquino South Bronx.

El chofer que trasladaría a Mercado a la inauguración de la Asamblea General de la ONU, a las 10:15 de la mañana se percató del inusual atraso del diplomático, por lo que subió a su apartamento en el piso seis para buscarlo, y descubrió el cadáver con el cuello cortado y un puñal al lado del cuerpo.

Según la cadena de información internacional CNN, una de las vecinas de Mercado, quien solicitó el anonimato, dijo que a las 9:00 de la mañana --una hora antes del hallazgo-- había escuchado que una persona preguntaba por la ubicación del departamento de Mercado. Estas informaciones fueron confirmadas por el vocero de la misión de Nicaragua ante las Naciones Unidas, ONU, Danilo Rosales.

Vicecanciller confirma

El Vicecanciller de Nicaragua, Manuel Coronel Kautz, declaró en el Canal 2 de televisión nacional, que el Canciller de la República, Samuel Santos --quien se encontraba en Nueva York para asistir a la sesión inaugural de la ONU--, está realizando las gestiones pertinentes para conocer mayores detalles sobre el hecho. Kautz también explicó que Santos se está encargando de comunicarles la situación a los familiares del fallecido.

Familiares demandan investiguen a fondo

Por su parte, los familiares del cónsul Mercado demandaron a las autoridades nacionales e internacionales una investigación exhaustiva de la muerte del diplomático.

César era el hijo mayor de don Juan Alberto Mercado Quintero y de doña Cándida Pavón. El padre expresó a EL NUEVO DIARIO que se enteraron de la noticia ayer en horas de la mañana, cuando les informó el canciller Samuel Santos. “Es la pérdida de un hombre valioso como era mi hijo”, dijo don Juan Mercado.

“En diciembre del año pasado estuve con él en compañía de sus hermanos Carlos Alberto y Laura; todos nosotros esperamos que investiguen todo lo que ocurrió en donde él murió”, dijo el progenitor, mientras doña Cándida Pavón no paraba de llorar.

La hermana de doña Cándida, María Lidia Pavón, reveló que su sobrino se comunicó por última vez con su mamá la noche del miércoles pasado. Según relata doña María, César le dijo a su mamá que estaba bien, sin problemas, y que regresaría en diciembre para estar junto a la familia.

“Nosotros estuvimos la última vez con César en mayo. Vino a la celebración del Día de las Madres, Estuvo una semana, porque él ya tenía nueve años de estar viviendo en los Estados Unidos y de estar trabajando como cónsul de Nicaragua en el exterior. Este jueves nos sorprendimos cuando nos aviso la Cancillería que César Antonio había fallecido”, dijo la señora Pavón.

Gobierno de EU repatriará el cuerpo

La familia de Mercado también reveló que el gobierno de Estados Unidos se encargará de repatriar el cadáver.

“La Policía de Nicaragua y la Cancillería nos han ayudado mucho a darle seguimiento a la muerte de mi sobrino, todavía no han dicho cuándo viene el cuerpo, pero esperamos que en toda esta semana lo puedan traer”, agregó Pavón.

Mercado Pavón fue nombrado cónsul en Nueva York por el anterior gobierno del presidente Enrique Bolaños (2002-2007), según decreto presidencial emitido el 19 de diciembre de 2002.

Previamente, durante el gobierno de Arnoldo Alemán (1997-2002), se desempeñó como agregado consular de Nicaragua en la misma ciudad norteamericana.

El Vicepresidente de Nicaragua, Jaime Morales Carazo, dijo que se enteró de la noticia de la muerte del diplomático por una llamada telefónica que le hizo el Embajador de Estados Unidos en Managua, Robert Callahan, quien lamentó el hecho, y le informó que el FBI hacía todos los esfuerzos por esclarecer el caso.

Otros datos

Mercado Pavón nació un 4 de mayo de 1976. Estudió la primaria y la secundaria en el Colegio María Auxiliadora de la ciudad de Masatepe. Posteriormente realizó sus estudios universitarios en la Unica, donde se graduó en Relaciones Internacionales.

Luego de concluir sus estudios superiores viajó a Estados Unidos, y en el 2007 lo ratificaron como cónsul de Nicaragua en Nueva York.

El Cónsul era soltero, no tenía hijos, se caracterizaba por ser una persona feliz, sin problemas, ni enemigos.