elnuevodiario.com.ni
  •   SAN JOSÉ/COSTA RICA  |
  •  |
  •  |
  • EFE

La presidenta de Costa Rica, Laura Chinchilla, criticó la respuesta de Nicaragua ante las quejas costarricenses por los trabajos de dragado en el fronterizo río San Juan y manifestó que a ese país "se le olvidó dónde queda su frontera".

"A nuestros vecinos de Nicaragua se les olvidó dónde queda su frontera, quién es su vecino y dónde se ubica el San Juan", declaró Chinchilla al diario local La Nación. La presidenta reaccionó así ante consultas de ese medio por la denuncia nicaragüense de que "tropas de las fuerzas armadas" costarricenses han hecho incursiones en su territorio.

"Costa Rica no tiene Ejército desde hace más de 60 años; por eso, afirmar que aquí hay tropas militares pareciera un chiste", manifestó Chinchilla al diario durante una gira que realiza por la zona norte del país.

No obstante, la mandataria insistió en que las diferencias actuales con Nicaragua deben resolverse por la vía diplomática. Por esta razón, altos funcionarios de la Cancillería se reunieron ayer con expertos en geodesia, geografía y cartografía para determinar con exactitud si los trabajo de dragado del río San Juan habían afectado territorio costarricense.

Tras la reunión, San José reafirmó su posición de que Nicaragua lanzó sedimentos a su territorio y de que las acciones de dragado, lideradas por el ex comandante sandinista Edén Pastora, intentan cambiar el cauce del río, y por lo tanto variar la frontera.

San José asegura además que las acciones nicaragüenses en su territorio causaron un daño ambiental en al menos 2.500 metros cuadrados de un humedal fronterizo.

Desde hace más de una semana Costa Rica, país que abolió su ejército en 1948, envió a la zona en cuestión una "misión de paz", conformada por un contingente de unos 70 policías fuertemente armados, aunque hasta ahora no se ha reportado ningún incidente.

"Al Gobierno cualquier cosa que altere la situación limítrofe le preocupará siempre. Por eso mantenemos a la Fuerza Pública en la zona, para garantizar el respeto a la soberanía nacional", indicó la mandataria.

Costa Rica mantiene abiertas investigaciones en el Ministerio Público sobre los daños ambientales ocasionados en la zona fronteriza y por la supuesta incursión de militares nicaragüenses en su territorio.