Carlos Larios
  •  |
  •  |
  • END

La Dirección de Auxilio Judicial (DAJ) Nacional y la Embajada de Guatemala mantuvieron ayer el silencio en torno al supuesto “secuestro express” perpetrado contra el embajador de ese país en Nicaragua, Edgar Ruano Najarro.

La comisionada mayor Glenda Zavala, jefa de la DAJ, informó a través de la segunda jefa de Relaciones Públicas de la Policía, comisionada Vilma González, que “el caso aún se está investigando y que no tenían información que pudieran hacer pública”.

EL NUEVO DIARIO visitó ayer las instalaciones de la Embajada de Guatemala en nuestro país, ubicadas en Carretera a Masaya, para conocer el estado de salud del diplomático y las circunstancias en qué ocurrieron los hechos, pero un vigilante del lugar aseguró que éste no estaba y que le informaron que no se iban a pronunciar hasta no estar claros del caso.