•  |
  •  |
  • END

Desde el pasado mes de octubre, la Empresa Nacional de Transmisión Eléctrica, Enatrel, y la empresa española TSK Electrónica y Electricidad S.A, inició con el montaje de equipos electromecánicos en la subestación Sandino, que se está construyendo en el municipio de Ciudad Sandino, como parte del fortalecimiento dentro del Sistema de Interconexión Eléctrica para América Central, Siepac.

Esta subestación, según los funcionarios de Enatrel, será el punto de contacto de Nicaragua con el proyecto Siepac. De igual manera, Enrique Montiel, jefe del Departamento de Supervisión de Proyectos de Enatrel, advirtió que una vez que se concluya con la construcción de ésta, se convertirá en una de las instalaciones de vital importancia para el fortalecimiento de la red de transmisión energética a nivel nacional
Montiel explicó que la mayoría de los componentes destinados para esta obra fueron trasladados desde los Almacenes Centrales, “solamente nos hacen falta los paneles de control, protección y el sistema automatizado que nos vendrá muy pronto”.

Mientras que Rafael Domínguez, Representante de la empresa española TSK, informó que un barco procedente de la república de Argentina vendrá cargado con los transformadores de tensión a la vez que agregó que han tenido algunos retrasos con la construcción por las lluvias y por la característica del terreno que es rocoso. Al margen de esto, afirmó que cumplirán con la meta de entregar funcionando la subestación a finales de este año.

Obra asciende a US$ 6,3 millones
El contrato firmado con la compañía europea para la construcción de esta obra asciende a los 6,3 millones de dólares, ya que simultáneamente en este plantel se inició con la edificación de dos bahías de líneas de transmisión en 230 kilovoltios, debido a que una de ellas será conectada a la subestación Ticuantepe II y la otra a la subestación Agua Caliente, ubicada en Honduras, según lo explicó Fernando Álvarez, representante de la empresa propietaria de la Red (EPR) del Siepac.

Álvarez especificó que otras dos líneas con el mismo nivel de voltaje ya se encuentran listas en la subestación Ticuantepe II, y que estas serán conectadas a la subestación Las Cañas, de Costa Rica. “Con la ayuda de Enatrel en el mes de diciembre estará concluido el tramo Ticuantepe II- Las Cañas y será la primera línea binacional que entrará en operación”, señaló.

Además, argumentó que con el proyecto del Siepac se realizarán transacciones energéticas de 300 megavatios entre las naciones de Centroamérica, ya que contempla la instalación de un mil 791 de líneas de transmisión y la construcción de 28 bahías de líneas en igual número de subestaciones de Guatemala, El Salvador, Honduras, Nicaragua, Costa Rica y Panamá.

Lo anterior significará una inversión equivalente a 494 millones de dólares financiados por el Banco Interamericano de Desarrollo, BID, Banco Centroamericano de Integración Económica, BCIE, Banco Europeo de Inversiones, BEI, Corporación Andina de Fomento, CAF y el Crédito de la Comisión Federal de Electricidad, CFE, como el de las naciones participantes.