•   Bilwi / RAAN  |
  •  |
  •  |
  • END

Un total de 66 mujeres de la ciudad caribeña de Bilwi y de comunidades aledañas que se dedican al acopio y comercialización de mariscos, se están capacitando para darle valor agregado a sus productos y mejorar sus ingresos, así como sus condiciones de vida.

Marcela Urbina, del Instituto Nicaragüense de Pesca (Inpesca), informó que las “Pikineras” (negociantes de mariscos), están aprendiendo a elaborar y a empacar chuletas y tortas de pescado, además de otros productos del mar que requieren de procesamiento industrial. “Hay que recordar que al cumplir con normas técnicas, de higiene y otros requisitos, los productos de las pikineras adquieren mayor valor en el mercado”, indicó Urbina.

La responsable de Planificación y Ordenamiento del Instituto Nicaragüense de la Pesca y Acuicultura, Inpesca, Ana Rosa Mayorga, destacó las ventajas de industrializar el pescado. “Unas mujeres de Masachapa que aprendieron a procesar y empacar tortas y filetes de pescado, compran el producto en cinco córdobas y lo venden en 30. Sacado del mar dura cinco días, pero industrializado y refrigerado lo podés comer después de 50 días”, explicó.

Asistencia financiera
Ivania Coe Taylor, del Banco Produzcamos, informó que están destinando 150 mil dólares como capital de trabajo para mujeres que laboran en acopio, procesamiento y comercialización de mariscos en Bilwi, Krukira y otras comunidades.

Coe dijo  que existe un fondo revolvente de 3 millones 600 mil dólares para promover este sector que fue severamente golpeado por el huracán Félix, y a pesar de que han pasado tres años, aún no logran reponerse de las pérdidas.

Tomando en cuenta que muchas pikineras son mujeres pobres que trabajan con pocos recursos, y muchas de ellas son madres solteras, el empresario pesquero  Carlos Goff ofreció apoyarlas con un inmueble donde puedan industrializar el pescado y otros mariscos.

Finalmente, Celia Fedrick Moore, una pikinera de Bilwi, agradeció el proyecto, y sugirió que lo amplíen para que otras mujeres desempleadas encuentren una fuente de ingresos.