Tania Goussen
  •   CARAZO  |
  •  |
  •  |
  • END

Más de cuarenta y ocho horas estuvo detenido el profesor Sergio Salazar en las cárceles preventivas de Jinotepe, hasta que el viceministro de Educación Marlon Siu y su acompañante José Treminio lo llegaron a ver y a retirar la denuncia realizada por Noelia Montenegro, delegada municipal del Mined en Diriamba, según afirmaron familiares del docente.

Muchas preguntas se hacía la ciudadanía diriambina y la comunidad estudiantil al enterarse de que oficiales de la Policía de Carazo se habían llevado detenido como un criminal al profesor Salazar, por causar, supuestamente, escándalo público.

Los hechos se produjeron luego de que los estudiantes se tomaran La Salle, en protesta por la destitución del director Sergio Salazar. La delegación del Mined lo destituyó supuestamente por hacer cobros en ese centro, lo cual desmintió, poniendo como prueba de que si fuera cierto, no gozara del respaldo de los alumnos, que paralizaron las clases.

La señora Esperanza Narváez López, esposa del docente, dijo a EL NUEVO DIARIO que “el show” hecho por el Ministerio de Educación estaba perjudicando el nombre de Salazar.

Agregó que el Ministerio pidió que interviniera entre los padres y alumnos que se tomaron el Instituto La Salle, para evitar el paro, lo cual fue aceptado por Salazar.

Tres días fatales

“El profesor Salazar pasó tres días críticos sin poder dormir, detenido injustamente como si era un delincuente; todos queríamos entrar a verlo, pero la Policía sólo cuando ellos querían nos dejaban pasar”, denunció.

“Ahora el Mined decidió trasladarlo como maestro de secundaria al Instituto “Benito Salinas”, de la ciudad de Dolores, pero le dieron vacaciones, y hasta el año que viene se reintegrará”, aseguró la esposa.

Por su parte, el comisionado Juan Manuel Chávez, segundo jefe de la Policía de Carazo, expresó a EL NUEVO DIARIO que “el viernes recibimos la denuncia de la señora Noelia Montenegro, delegada municipal del Mined, quien acusó de escándalo público al profesor Sergio Salazar. Según las autoridades del Ministerio, él fungía como director del Instituto La Salle, pero tengo entendido que ya no lo es, por lo que se procedió a detenerlo”, afirmó el jefe policial.

“Por ser una persona honorable lo teníamos en una celda especial, donde se permitió el ingreso de los familiares y de los maestros que han venido a verlo. Hasta el momento no hemos hecho uso de los grupos especiales ni hemos tenido enfrentamientos con los alumnos. Sólo se está realizando patrullaje por las calles cercanas al Instituto”, confirmó el alto mando.

En tanto, los maestros de los diferentes colegios y los alumnos manifestaron a END, que “no estamos de acuerdo con esta medida tomada por la delegada Noelia Montenegro. Esto parece ya personal, pero esperamos que el presidente Ortega y las autoridades nacionales vengan a Diriamba a resolver este problema”.

Es importante mencionar que todavía el ministerio en Diriamba no dijo cuándo se reanudarán las clases para los estudiantes del Instituto La Salle.