•  |
  •  |
  • END

Daniel Ortega dio por un hecho que el decretazo y el revivido artículo 201 de la Constitución, que prorrogaron el período a 25 funcionarios a los que se les venció su período, se mantendrán hasta noviembre de 2011, donde seguramente se conjugarán con el “fallo” de algunos magistrados declarando inconstitucional la Constitución para permitir la reelección presidencial.

Durante su comparecencia de la noche del sábado en torno al diferendo limítrofe entre Nicaragua y Costa Rica, Ortega señaló que, con este problema fronterizo, “no estoy ignorando ni trato de evadir, ni me interesa tapar los temas que no nos unen a los nicaragüenses, donde están temas de orden político e institucional...”

“La solución”
“(En esos temas de orden político e institucional) ahí tenemos diferencias, ¡ahí están! Y esas diferencias, a final de cuentas, las va a dirimir, las va a decidir el pueblo nicaragüense, de manera pacífica, el próximo año en el mes de noviembre, depositando su voto... ¡Ahí está la solución!”, enfatizó Ortega.

Dos días después de las palabras de Ortega, funcionarios liberales a los que se les venció el período, decidieron retornar a sus cargos, entre ellos el magistrado ante la Corte Suprema de Justicia, CSJ, Dámicis Sirias; y el contralor colegiado Lino Hernández, ambos de tendencia liberal.

Alemán insiste en que es decisión personal

No obstante, el presidente honorario del Partido Liberal Constitucionalista, PLC, Arnoldo Alemán Lacayo, señaló que esos funcionarios, una vez en el desempeño de sus cargos públicos, dejan de pertenecer al partido y atribuyó el regreso de ellos a una decisión personal de cada uno.

Pese a las palabras de Alemán, ayer mismo el contralor colegiado, Lino Hernández, participó de una reunión político partidaria en la sede del PLC.

Hernández es, además de contralor, miembro de la Comisión Electoral de ese partido político, por lo que sus acciones contradicen lo dicho por Alemán en el sentido de que estos servidores públicos no pertenecen al partido.

Y fue así que los insultos como “haragán” y “ladrón de expedientes” que magistrados del orteguismo le dijeron al doctor Dámicis Sirias, mientras se oponía férreamente a la validez del decretazo, quedaron atrás, después que ayer oficializó su reintegro a la Corte Suprema de Justicia.

Confirman que fue orientación del “máximo líder”
“No sé si ya se incorporó, sólo sé de los rumores que se incorporaba hoy (ayer), pero en honor a la verdad no me ha llamado para comentarme su incorporación”, sostuvo Manuel Martínez.

El doctor Martínez también comentó que hace dos semanas que se anunció la inscripción de los partidos, el PLC dio luz verde a todos los funcionarios para que se reintegraran.

Además, aseguró que por práctica y sumar votos, era mejor que se reintegraran y lamentó que el doctor Sergio Cuarezma no lo haga aún.

“Yo deseara que todos estuviéramos para mantener la correlación de fuerzas, pero nunca se dio. Estuviéramos 8 a 7 para que no consideren que la mayoría es 8 y evitar otras sentencias como las de la vez pasada”, dijo Martínez.

“Dámicis ya oficializó su regreso, ya está en su despacho; lo dejamos claro con Alba Luz (Ramos) que si regresaba era aceptando la vigencia del 201 y dijo que sí, que no tenía inconveniente”, reiteró Rafael Solís.

“No es por hambre, es que en el país nada cambia”, dice Hernández
Por su lado, el ahora contralor liberal de facto Lino Hernández, quien también había asegurado en diversas ocasiones que no regresaría bajo ninguna circunstancia a su cargo, pues estaría violentando la Constitución de la República, se personó ante el presidente inconstitucional de dicha institución, Guillermo Argüello Poessy, para informarle que se estaba reintegrando a sus funciones.

Hernández explicó que su regreso a la Contraloría "no es por hambre, ni porque la calle esté redura, sino porque en el país nada cambia".

"No es una decisión fácil, la medité mucho con mi familia, conmigo mismo, sé que voy a pagar un costo, sé que había dicho que no iba a volver, pero la realidad es que las situaciones al parecer (de facto) se van a mantener y ante esa realidad, no tengo más remedio que ceder", agregó.

Negó que se le haya orientado desde las autoridades del PLC volver a su cargo a partir de las declaraciones de Ortega el sábado.

“Me dijeron que el Presidente dijo algo así, pero no tiene nada que ver con mi decisión”, dijo.

"Estoy aquí porque el Consejo Electoral sigue funcionando, la Corte, la Procuraduría siguen funcionando, la Contraloría igual, y yo creo que mi voto en las decisiones que se tomen aquí son más útiles que mi ausencia", concluyó.

Al igual que Hernández, muy pronto se estaría reintegrando el contralor suplente Francisco Guerra.