José Adán Silva
  •  |
  •  |
  • END

La cancillería de Costa Rica, a través del jefe de la diplomacia costarricense, René Castro, anunció ayer que no habrá reunión bilateral, como estaba programada para el 27 de noviembre, mientras Nicaragua no pare el dragado ni retire de la zona del río San Juan a los militares.

Postura contraria, pero invariable, mostró ayer el gobierno de Nicaragua, al pedir a su homólogo costarricense hacer uso del diálogo, “pero sin condiciones”, para resolver el litigio limítrofe que ha tensado sus relaciones desde hace casi un mes.

Funes respetuoso

Por su parte, el presidente de El Salvador, Mauricio Funes, se declaró respetuoso de la posición de Nicaragua respecto de sus declaraciones, sobre el diferendo que ese país mantiene con Costa Rica, y abogó por que se agoten las instancias político-diplomáticas para resolverlo.

“Lo menos que puedo hacer es respetar esa decisión del Gobierno nicaragüense”, respondió Funes a periodistas, consultado sobre la enérgica protesta que Managua presentó a raíz de unas declaraciones del gobernante, que Nicaragua calificó de injuriosas.

“Lo que he hecho es interpretar el espíritu de la resolución de la más reciente Asamblea de la Organización de Estados Americanos, donde por mayoría se decidió solicitarle a los gobiernos tanto de Nicaragua como de Costa Rica que agoten las instancias político diplomáticas para resolver este nuevo diferendo”, justificó Funes.

Litigio se internacionaliza

Ayer, antes del encuentro en la OEA, sus miembros anunciaron la oportunidad de abordar el caso en las venideras cumbres de la Unión Sudamericana de Naciones en Guyana el 26 de noviembre y la Cumbre Iberoamericana de Mar del Plata, Argentina, del 3 y 4 de diciembre.

La preocupación por el conflicto ha salido del continente y he calado en Europa, donde primero la Unión Europea, y luego la Federación Rusa, han expresado sus esperanzas en un diálogo.

Ayer la Cancillería rusa expresó su esperanza de que Nicaragua y Costa Rica sean capaces de superar sus diferencias en relación con el conflicto limítrofe. El Ministerio de Asuntos Exteriores ruso señala en un comunicado que “Rusia recibió con preocupación las informaciones sobre las tensiones entre las Repúblicas de Nicaragua y Costa Rica”.

“Estamos convencidos de que Managua y San José serán capaces de resolver sus diferencias territoriales por la vía del respeto mutuo y del diálogo bilateral entre los países y los pueblos a los que unen históricamente lazos de amistad”, señala el comunicado de la Cancillería rusa.

Otras fuentes señalan a Israel trabajando activamente en varios países de América Latina y en EU, a favor de Costa Rica.