•   GRANADA  |
  •  |
  •  |

Unas 150 unidades del transporte selectivo de Granada mantenían bloqueada desde primeras horas de esta mañana la carretera a Nandaime en protesta por la entrega de 120 consesiones a taxistas para circular en este departamento.

Con este nuevo plantón, que además ha paralizado el transporte colectivo y ha obligado a los viajeros a emprender largas caminatas, el gremio busca una respuesta contundente del alcalde de esta ciudad, Eulogio Mejía, quien "está enfrascado" en conceder a los transportistas los permisos para circular de manera ilegal por La Gran Sultana.

El Tribunal de Apelaciones de Granada ya había ordenado varios meses atrás suspender la entrega de dichas consesiones, no obstante, ni la policía ni los responsables de la comuna acataron la solicitud.

Hoy, esta entidad entregó a José Rigoberto González, líder gremial y presidente de la Cooperativa La Gran Sultana, un documento judicial en el que ordena a la policía cumplir con lo dictado por el tribunal, que consiste en no otorgar nuevas placas, permisos provisionales, ni permitir la circulación de las unidades a las que se han entregado tales consesiones. De igual manera, manda al alcalde a abstenerse de autorizar nuevas placas.

Por otro lado, Mejía prometió interponer una denuncia en contra de un grupo de taxistas, quienes en días pasados habrían llegado a atacar su vivienda.