•  |
  •  |
  • END

En víspera de Año Nuevo, Francis Orozco no imaginaba que la joven vida que procreó dentro de sí estaba a punto de expresar sus deseos de formar parte del mundo exterior. Los dolores de parto no la dejaron en paz y decidió obedecer al llamado de la naturaleza, logrando dar a luz en las primeras horas de 2011.

A las 3:15 de la mañana de ayer, Orozco sintió salir de sus entrañas al bebé que se desarrollo durante nueve meses dentro su vientre. Con un peso de dos mil 346 gramos, esta niña fue el primer nacimiento del año nuevo, que tuvo lugar en el hospital de referencia nacional
“Bertha Calderón Roque”, de la capital.

“No me lo esperaba, fue una sorpresa, me dieron los dolores fuertes y me vine al hospital. Tenía algo de miedo, como es primera vez que doy a luz, pero gracias a Dios el parto fue normal y todo salió bien. Ahora estoy con mi pequeña hija”, relató Orozco.

Según la encargada de turno de este centro asistencial, doctora Gladis Rivas, durante el primer día del año se atendieron un total de 10 partos, de los cuales sólo tres fueron en la madrugada, éstos de forma natural.

“La primera madre dio a luz a las 3:15 de la mañana, otra a las 4:50 y la otra a las 5: 13, que son dos niñas y un varón. No hubo ninguna complicación”, explicó Rivas. Asimismo, indicó que es el primer año que se registran pocos partos en esta fecha, ya que usualmente a este centro han llegado a atender de 20 a 25 nacimientos durante el primer día de cada año.