•  |
  •  |
  • END

El Año Nuevo tuvo un mal comienzo, ya que en la primera semana, los nicaragüenses tendrán que desembolsar más dinero para comprar el gas para cocinar y el combustible para sus vehículos.

Ayer, los carburantes amanecieron más caros en las diferentes gasolineras de la capital. La gasolina súper tuvo un aumento de 38 centavos por litro, al comercializarse en un precio promedio de 24.72, cuando antes se vendía en 24.34 córdobas.

Con este aumento, la gasolina súper se está vendiendo en 93.55 córdobas por galón, acercándose a los 100 córdobas.

La gasolina regular se ubicó en 23.61, cuando en semanas anteriores se cotizaba en 23.34, por lo que aumentó 27 centavos.

En cuanto al diesel, el carburante más cotizado por la población, tuvo un ascenso de 31 centavos en su precio, posicionándose de 21.86 a 22.17 en promedio. La gasolinera en la que se adquiere a mayor precio, es la Texaco de la rotonda Cristo Rey, donde el producto alcanzó los 22.19 el litro.

Gas para cocinar también sube de precio
El aumento en los precios del combustible también es detonante para que el gas butano o gas para cocinar suba de precio. El costo de este producto se mantuvo estático desde el pasado cinco de diciembre, cuando se reportó la última alza.

El tanque de 100 libras, que antes se vendía en 1,205.50, pasó a costar 1,241.50, lo cual es un aumento de 36 córdobas para esta presentación.

El cilindro de 10 libras, que antes se comercializaba en 108.25, pasó a valer 111.50, es decir, subió 3.25.

En cuanto al cilindro de 25 libras, el más usado por la población nicaragüense, tuvo un ascenso de ocho córdobas en su precio, al pasar de 262 a 270 córdobas.

El aumento promedio de los precios del gas licuado de petróleo, durante la primera semana de 2011, es de 3.1%.