•  |
  •  |
  • END

Costa Rica inició el año avivando el conflicto por el dragado de Nicaragua al Río San Juan, y azotando al país con un lenguaje violento a través de un comunicado de la Cancillería de San José.

El documento oficial, colocado en el sitio web del Ministerio de Relaciones Exteriores y Culto a través de la oficina de Comunicación Institucional, dice que “Costa Rica reitera con todo vigor protesta a Nicaragua”.

En la nota diplomática, el gobierno de San José rechazó la afirmación del Ejército y Cancillería de Nicaragua de que embarcaciones de bandera costarricense habían incursionado en aguas jurisdiccionales nicaragüenses, en el Mar Caribe, el pasado diciembre.

Niegan y acusan

El pasado 27 de diciembre, el gobierno de Nicaragua emitió a su similar de Costa Rica una nota de protesta denunciando la incursión de lanchas guardacostas ticas en aguas de la plataforma nicaragüense en el Caribe, en una dirección cercana a la desembocadura del Río San Juan de Nicaragua.

La misiva hacía referencia, además, a sobrevuelo de medios aéreos ticos en territorio nacional sobre el río nicaragüense, en fecha del 21 de diciembre.

La Cancillería costarricense negó que las coordenadas mencionadas por Nicaragua en la nota de protesta constituyan espacios marítimos nicaragüenses, y, por el contrario, tomó la denuncia “como una nueva agresión hacia la integridad territorial de Costa Rica y una burla al derecho internacional”.

La cancillería de San José subrayó en el comunicado que las embarcaciones ingresaron a las zonas señaladas por la denuncia de Nicaragua porque es territorio costarricense y no aguas jurisdiccionales del vecino país, “tal como lo muestran los mapas oficiales de ambos estados”.

El texto íntegro de la nota es el siguiente: “El Gobierno de Costa Rica reiteró hoy su más enérgica protesta por la ocupación y constante violación a los espacios terrestres, aéreos y marítimos derivados de esa ilegítima ocupación y uso de territorio costarricense por parte de Nicaragua”.

“Nueva agresión”

“En particular, rechazó con todo vigor, las afirmaciones referidas a que las coordenadas 10° 54’ 522’’ N y 83° 37’ 035’’ W, constituyan espacios marítimos nicaragüenses, y toma esas afirmaciones ‘como una nueva agresión hacia la integridad territorial de Costa Rica y una burla al derecho internacional’”.

“El Gobierno costarricense sostuvo que ‘tal como lo muestran los mapas oficiales de ambos estados, dichas coordenadas se localizan a poco más de tres millas náuticas en dirección sureste de Punta Castilla, límite internacional entre Nicaragua y Costa Rica, y a menos de una milla náutica de la costa costarricense en Isla Calero, que Nicaragua --aun durante su ilegítima ocupación de un sector de Isla Portillos--, ha reconocido como territorio de Costa Rica’”.

“No existe, por tanto, justificación alguna para que Nicaragua se arrogue nuevos e ilegítimos reclamos sobre territorio marítimo de Costa Rica. Costa Rica, por lo tanto, rechaza con firmeza esa agresión, que se inscribe dentro de la política de hechos consumados que ha seguido el Gobierno de Nicaragua en este caso”.

Alistan dagas en la CIJ

La protesta tica se da en el marco del próximo encuentro entre las delegaciones de ambas naciones en la Corte Internacional de Justicia, con sede en La Haya, Holanda, del 11 al 13 de enero, donde se realizará a solicitud de San José, una primera vista para conocer una demanda costarricense por presuntos daños ambientales ocasionados por su vecina en el sector de Isla Calero.

El contencioso ha sido llevado por Costa Rica a diversos foros internacionales, dentro de una sostenida campaña internacional para buscar sanciones a Nicaragua y obligarla a detener el dragado del río, pretendido desde tiempos históricos por el vecino del sur.

EL NUEVO DIARIO buscó reacciones oficiales de Cancillería de Nicaragua y del Ministerio de Defensa, así como del Ejército de Nicaragua, pero no fue posible obtener respuesta.

Informaciones oficiales de la máxima institución diplomática de Costa Rica indican que el equipo de ese país está dedicado, en pleno, a preparar la defensa de la posición tica la CIJ, según publicaciones de La Nación.

“Jerarcas y otros funcionarios del ministerio afinan detalles de la presentación del caso, lo mismo que de la delegación a ser enviada el mes próximo al tribunal mundial”, indicó el matutino de circulación nacional, que citó al vicecanciller costarricense Carlos Roverssi.

“El vicecanciller señaló que todo el Ministerio de Relaciones Exteriores se encuentra preparando la defensa de la posición costarricense ante el Tribunal de La Haya, por la disputa de límites con Nicaragua”, según la versión periodística.

El origen del pleito tico

“La dedicación completa es al juicio en La Haya. Estamos trabajando con el canciller (René Castro) y con los embajadores para afinar todos los detalles de ese juicio y de la delegación que enviaremos”, manifestó Roverssi al periódico.

En el contexto del conflicto, que estalló el 21 de octubre en un punto del sur de Nicaragua, Costa Rica acusa a Nicaragua de haber causado daño ambiental e invadido militarmente territorio costarricense en el marco de labores de dragado, y exige que el área sea despejada.

Nicaragua refuta las acusaciones, asegura que no se retirará, porque su personal, lo mismo militar que civil, está en territorio nicaragüense, y plantea que fuerzas policiales costarricenses incursionaron en diciembre en mar territorial de este país.

Ambos países se aprestan a escuchar el 17 del enero próximo, propuestas de Guatemala y México que buscan una salida por la vía del diálogo al conflicto.