•  |
  •  |

Los sueños, las metas y las ganas de vivir han sido el pilar fundamental para que Heyling Pichardo, una joven de 23 años, luche y no se deje vencer por la Insuficiencia Renal Crónica, enfermedad que hoy amenaza con arrebatarle la vida.


Son las 11 de la mañana del lunes, y el sofocante calor del mediodía parece no dar tregua. Ni modo, Heyling está esperando su turno para pasar cita con el doctor. Este chequeo es uno de tantos que se ha realizado durante los últimos seis años, desde que le detectaron el mortal padecimiento.


El papá de Heyling, don Jorge Pichardo, está a la espera de los resultados de dicha consulta. Mientras tanto, nos comenta que ésta ha sido una situación muy difícil por la que están atravesando, y que confían en Dios que todo saldrá bien.


Hasta la fecha, Pichardo ha asistido a diferentes hospitales de la capital en busca de una respuesta que le devuelva el ánimo que ha perdido. “La Mascota”, Salud Integral y el Militar son algunos, donde han coincidido que lo único que queda es un transplante de riñón como esperanza de vida para Heyling, quien hoy se encuentra en la etapa pre terminal de esta terrible enfermedad.


A través de la red social Facebook, Heyling creó un evento donde apela al buen corazón de sus más allegados amigos y de aquellos que puedan colaborar y apoyarla para realizarse el trasplante de riñón, el que según los médicos cuesta 12 mil dólares.

El dramático texto
En dicho evento, dice textualmente: “Amigos y Amigas que me conocen y no me conocen, soy Heyling Pichardo, tengo 23 años y me encuentro en un grave estado de salud. Tengo insuficiencia renal crónica en su etapa pre terminal y necesito realizarme con urgencia un trasplante precoz de riñón. La cirugía es muy costosa y tengo que realizármela en Cuba, lamentablemente no tengo los recursos económicos suficientes para costear todo eso, por esto decidí luchar por todos los medios para seguir viva”.


“Les escribo en busca de su solidaridad, para solicitarles una donación, no importa la cantidad. Y si no puedes por favor mantenme presente en tus oraciones. También puedes colaborar conmigo en la compra de algún producto” explica.


“Yo te pido que me ayudes a seguir viva, ya que sólo haciéndome ese transplante podré seguir viviendo. A las personas que puedan ayudarme les estaré eternamente agradecida y tendrás una amiga fiel para toda la vida”, afirma la joven.


Estas palabras de Heyling fueron leídas entre sus ex compañeros de universidad, quienes hoy andan con unas alcancías solicitando la colaboración de los estudiantes de las diferentes carreras de la Universidad Centroamericana, UCA, donde ella estudia.


Según, Katia Sandino, una de sus ex compañeras de la Facultad de Humanidades y Comunicación, también está pidiendo el apoyo de esta Alma Máter para realizar un Hablatón, y así recaudar el dinero para que Heyling complete la operación.


Para aquellas personas que estén interesadas en apoyar para que Heyling se realice el trasplante que necesita, ellos dejaron a disposición los números telefónicos 2268-0066 y 8840-2034. También pueden dirigirse a su casa, de la rotonda El Güegüense 300 metros al sur.