•  |
  •  |

El Presidente de Nicaragua, Daniel Ortega Saavedra, se refirió ayer a las manifestaciones ciudadanas que en la última semana se han realizado en rechazo a la reelección y al fraude, y los llamó “grupo de provocadores que andan queriendo generar el caos”, y también dio a entender que no se deben quejar cuando les contesten de la misma forma, “porque lo que es bueno para el ganso, es bueno para la gansa”.


Agregó que ha ordenado a la Policía Nacional “que los dejen tirar lo que sea”, para que no digan que en Nicaragua no hay libertad de manifestación.

“Hay grupos de provocadores que quisieran generar el caos en nuestro país. Son grupitos que ahí andan, y algunos medios de comunicación vienen y los levantan… ¡ah!, pero cuando a ellos les llegan a protestar, allí sí se ponen a lloriquear, lo que es bueno para el ganso, es bueno para la gansa. Aquí estamos en democracia y cualquiera puede protestar. Yo le insisto a la Policía: no repriman, déjenlos protestar, y si quieren lanzar cosas que lancen lo que quieran…”, dijo Ortega ayer, en un discurso que ofreció en Niquinohomo, por el 77 aniversario del “paso a la inmortalidad del general Augusto C. Sandino”.


También se refirió al altercado que protagonizaron ayer mismo estos manifestantes con simpatizantes arnoldistas (en la sede del Partido Liberal Constitucionalista, PLC 3-80), que Ortega justificó diciendo que se lo buscaron por andar de “provocadores”.

 

Alusión cautelosa al fuego en países árabes
De igual manera, mencionó que las situaciones “trágicas” de países donde hay grupos armados que asaltan a los comercios, “algunos” quieren repetirlas en Nicaragua.


Como en la mayoría de sus discursos, Ortega recordó que la revolución sandinista fue la que heredó todo el sistema democrático y constitucional que hoy tiene el país, pero también dijo que la revolución heredó “dos instituciones extraordinarias, que son el Ejército y la Policía”. Le recordó al jefe del Ejército, Julio César Avilés, que “él viene de la guerrilla”, y a la jefa de la Policía, Aminta Granera, le dijo que “también viene de la revolución, porque nació de la revolución”.

Borge repite su sentencia
Para finalizar la actividad, Ortega le cedió la palabra al embajador de Nicaragua en Perú, fundador del Frente Sandinista de Liberación Nacional, Tomás Borge, quien reiteró que “pase lo que pase, tengamos lo que tengamos que hacer, vamos a ganar nuevamente”.