•  |
  •  |

El Ejecutivo presentó la semana pasada en la Primera Secretaría del Parlamento la iniciativa con una estimación tributaria adicional cuantificada en mil 700 millones de córdobas, impulsado por un incremento en las recaudaciones que eleva el techo presupuestario a 36 mil 900 millones de córdobas.

Al respecto, el  economista Adolfo Acevedo enfatizó en que se está “en presencia de una política fiscal más restrictiva que la originalmente comprometida con el Fondo Monetario Internacional (FMI)”.

Con el Fondo el país se comprometió en 2011 a mantener un déficit después de donaciones en un 1.5 del Producto Interno Bruto, PIB, pese a que el proceso electoral  implicará un incremento en el gasto equivalente al 0.7% del PIB.
Pero después de la reforma, el déficit, según el análisis de Acevedo, pasará en realidad a 1.1%. Algo en lo que coincide el experto fiscal Julio Francisco Báez.  

La explicación  
Acevedo recordó que el gasto proyectado en el Presupuesto 2011 se reduciría en un 24% respecto del PIB.  Pero con la propuesta de reforma, la disminución se estima en un 23.4%.

“Esto significa que el gasto se estaría contrayendo en un 0.6% del PIB adicional. Es decir que el ajuste del gasto, en términos nominales, ni siquiera se está haciendo  en proporción al mayor crecimiento proyectado del PIB nominal, dando lugar a esa contracción”, valoró el economista.

En otras palabras, el gasto crece menos que los ingresos fiscales,  proyectados en 22% con la iniciativa de reforma, al igual que un año atrás.  

El bajón del gasto, de acuerdo con el economista,  se produciría en parte a costa de la reducción en presupuestos de Educación y Salud como porcentaje del PIB, en relación con lo contemplado en el  Presupuesto.

Antes de la reforma, Salud y Educación  tenían  un presupuesto equivalente al 3.7% del PIB.  Después de la reforma aparecen con 3.6%

 “Reacomodo presupuestario”
 Báez, por su parte, añadió que en el fondo se trata de un “reacomodo” para “efectivamente evitar una doble contabilidad y  bajar el déficit fiscal  por mandato del FMI, tal como lo indica Acevedo”.  

“Y esto es lo que debe discutirse.  ¿Por qué el Gobierno está contrayendo el gasto, a qué entidades está afectando, para qué? es lo que amerita un debate, porque no hay tal sobreestimación de ingresos”, insistió.

Indicó,  además, que: “Es absurdo que a inicios de año el Gobierno venga y me indique una sobrerrecaudación, desde toda lógica, sin pertinencia técnica  y base legal. Si lo está haciendo está violentando el artículo 12 de la Ley Anual del Presupuesto de la República, y la Ley de Administración Financiera y Régimen Presupuestario, porque debió presentar esa sobrerrecaudación en  2010, con un informe respectivo de evaluación, hecho que no se hizo”, apuntó.

Lo anterior lo declaró tras confirmar la realización del Diálogo de Fiscalización Nacional  y presentación del Lente Fiscal Centroamericano, que acontecerá hoy por la tarde, en el Hotel Intercontinental Metrocentro y mañana en la UCA.