•  |
  •  |

Un contingente de 100 jóvenes de movimientos ambientalistas, estudiantes y miembros de la Juventud Sandinista, zarparon ayer en expedición a la zona de San Juan del Norte, Río San Juan, como respaldo a la postura de Nicaragua frente al litigio iniciado por Costa Rica sobre el lecho nicaragüense.

Miguel Ernesto Baltodano, del movimiento ambientalista Guardabarranco, del departamento de Río San Juan, explicó que 50 muchachas y 50 varones jóvenes, originarios todos de la zona, consiguieron el permiso de sus padres para la misión juvenil que busca, entre otras cosas, cultivar entre la juventud de la región el conocimiento sobre las riquezas naturales del país, y demostrar “patriotismo y respeto” por la soberanía, ante lo que ellos consideran “agresión del hermano gobierno de Costa Rica”.

“Vamos cuatro días, vamos a hacer presencia con actos culturales, deportes, medio ambiente y limpieza, con jóvenes hermanos que habitan en la zona”, explicó Baltodano.

“El objetivo es defender el patrimonio del Río para las próximas generaciones, ya que el gobierno tico, no los jóvenes sino los políticos, quieren arrebatar derechos donde no los tienen en nuestro país, y nosotros queremos llegar allá y manifestarnos con demostraciones culturales y deportivas para que sepan que aquí hay jóvenes que aman a su país y la naturaleza”, dijo Jessica Miranda González, del movimiento ambiental del Río.

Los jóvenes son respaldados en el transporte y costos de alimentación por instituciones públicas y ONG, explicaron los líderes de la expedición.

“Esta no es una movilización política, sino ambiental, con jóvenes de todos los sectores sociales, estudiantes del departamento, que vamos a conocer, a manifestar nuestro respaldo al Río San Juan, y a establecer contacto y amistad con los jóvenes nicaragüenses y costarricenses vecinos del río”, dijo Freddy Vargas, coordinador de la Juventud Sandinista 19 de Julio de Río San Juan.

El movimiento en la zona se da en el contexto de una reciente disputa verbal entre autoridades de ambos países por la interpretación del fallo preliminar de la Corte Internacional de Justicia de La Haya, que el pasado 8 de marzo dictó medidas cautelares a San José y Managua.

Nicaragua rechaza una visita de Costa Rica a la zona, programada para el próximo martes, alegando que viola y manipula el dictamen de la CIJ en torno a “interpretaciones injustificadas” de San José a visitar la zona para valorar posibles daños ecológicos.