Melvin Martínez
  •  |
  •  |
  • END

La dirigencia de la UNEN-Medicina expresó malestar por la medida del Minsa de aumentar a dos años el servicio social de los estudiantes egresados de esa carrera, y criticaron al ministro de Salud, Guillermo González, por no tenerlos en cuenta al momento de tomar decisiones que sólo afectan a los futuros médicos.

Wilbert López, presidente de la Unión Nacional de Estudiantes de Nicaragua, UNEN-Medicina, señaló que, por un lado, “les preocupa el tiempo que un estudiante ocupa para poder ejercer la Medicina”.

Esto significa que un estudiante debe ocupar ocho años, sin aplazar clases, para poder llegar a ser médico general. Por otra parte, exigirán una reunión con el ministro González para tratar de modificar la disposición.

“El nuevo mecanismo trata de favorecer a la gente pobre, pero lo hacen a “quemarropa”, sin avisarnos, y tomaron la decisión sin consultarnos”, lamentó López.

“No se ha tomado en cuenta la participación del Movimiento Estudiantil, nunca hemos estado en la firma de acuerdo del Ministerio con la Universidad, no consultaron las medidas a tomar, no nos llamaron ni nos explicaron en qué nos beneficia y qué seguridad nos daban para profesionalizarnos”, continuó.