•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

La colonia militar Villa Tiscapa fue construida sobre predios baldíos propiedad del Ejército de Nicaragua y, justamente, la mayoría de sus habitantes están ligados de una u otra forma a dicha institución del Estado. La construcción de las viviendas tuvo un proceso de dos etapas; en la primera se construyeron cerca de 100 casas, y en la segunda se edificaron unas 103.

Por medio del Instituto de Previsión Social Militar, IPSM, fue que las personas que habitan en la colonia pudieron adquirir sus viviendas, las cuales tienen un plazo de cancelación de 20 años, esto por medio de pagos mensuales.

La colonia cuenta con los servicios de agua potable, luz eléctrica, alumbrado público, recolección de basura, televisión por cable, internet y calle de acceso con un puesto de control. Además, el lugar cuenta con un amplio campo deportivo dentro de sus límites, donde muchos jóvenes se recrean los fines de semana.

Calles en mal estado

Walter Narváez González, trabajador de una empresa establecida en esa colonia, dijo que el sector es agradable para vivir porque es bastante sano y pacífico, además no existen problemas con racionamientos de agua y mucho menos con cortes repentinos de luz.

Explicó que el único problema en la colonia es el mal estado en el que se encuentra su calle principal, con bastantes baches debido a falta de mantenimiento, problema que está afectando a los dueños de vehículos.

Delincuencia hace de las suyas

Por otro lado, José Ángel Mairena Mercado, vigilante, dijo que la colonia es bastante segura, porque existen cuatro vigilantes privados de noche y la misma cantidad de día, que protegen a todos los colonos, pero aunque se preste guardia, la delincuencia siempre actúa.


"El lugar es muy seguro y tranquilo porque a los antisociales se les dificulta entrar a la colonia, por eso los vigilantes nos movilizamos por todos los puntos".

José Ángel Mairena
Vigilante

 

"Creo que es necesario que vengan a reparar las calles de la colonia, porque poco a poco se van dañando los vehículos y esto afecta nuestros bolsillos".

Walter Narváez González
Poblador