•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

Viento, basura revoloteando y calles casi vacías fue la tónica del primer día del año, cuando la espera para abordar una ruta de transporte colectivo representó una espera de entre media hora y cuarenta minutos, ante la baja afluencia de buses tanto para el transporte urbano como hacia los departamentos.

Las celebraciones terminaron y el nuevo año comienza. “Este viernes todo se normaliza con el servicio de recolección de basura, hay que limpiar lo que quedó del fin de año”, nos comenta Jairo Borge, recolector de carretón de mano del Distrito V, quien señaló que solo una parte de los obreros fue asignado a sus labores este 1 de enero.

LA BASURA

Por su parte, el también recolector de la alcaldía, Felipe Flores Guevara, señaló que algunas veces por la falta de supervisor en el botadero municipal, en la zona este del barrio Isaías Gómez, la población lanza los desperdicios fuera del espacio destinado para los desechos.

“Sucede que el primer día del año no trabajan las palas mecánicas, ni los camiones, por eso es el tiradero. Pero para mañana (hoy) eso queda limpio”, dijo Guevara señalando las montañas de basura junto al cauce.

Por su parte, ciudadanos como Ricardo Reyes, se dedicó desde tempranas horas a levantar los papeles dejados por las ristras de triquitraques explotadas.

“Hay que limpiar, hoy jueves todo está muerto, pero eso no significa que se deba dejar esto en la calle tirado”, alegó.

TRANSPORTE “RALO”

Uno de los problemas más sentidos por la población fue la falta de transporte público. Humberto Contreras, dijo que tenía más de treinta minutos esperando.

“Espero la ruta 114, pero nada. Un gran problema es que si pasan rutas son solo de pago con tarjeta”, se quejó el usuario, sin embargo El Nuevo Diario constató que algunos conductores de buses de tarjeta eran benévolos con los usuarios y también estaban aceptando dinero.

En el caso del transporte departamental, el movimiento fuerte de usuarios regresa hoy, dado que muchos regresan a la ciudad capital provenientes de los municipios.

“Este jueves hay pocos usuarios. Por eso estamos espaciados con las rutas, y esto depende de la demanda”, explicó Juan Carlos Gutiérrez, operador de transporte en la parada de buses en el mercado Mayoreo, donde confluyen las unidades de transporte que se trasladan a Matagalpa, Estelí, Jinotega, Chontales y el Triángulo Minero.

1,500 toneladas de desechos sólidos produce la ciudad de Managua diariamente.

60 por ciento bajó la afluencia de personas que usan transporte departamental.

 

Para el servicio municipal de recolección de basura el 2 de enero, es día de trabajo fuerte, pues tras el feriado, los desperdicios se han acumulado principalmente en los mercados capitalinos.