•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

Anualmente son 20 millones de córdobas lo que la municipalidad de Managua gasta para la limpieza de cauces y pilas de sedimentación, un dinero que podría ahorrase si se lograra que la población dejara de lanzar los desperdicios a la red pluvial.

Ante el anuncio de la nueva jornada de limpieza de cauces en la capital, la directora de Nica Recicla, Nora Marín, destacó que la alcaldía tarda varios meses en despejar la red de cauces, pero la población en apenas unas horas lo deja igual de sucio que antes.

"El camión de la limpieza podría pasar tres o más veces, o hacer aseo de cauces durante todo el año, pero la basura no desaparece. Mi recomendación es que la municipalidad destine más fondos para educar a la población", dijo Marín.

Alegó que la educación ambiental es clave y representaría no solo un enorme ahorro para la administración del municipio, sino también un importante trabajo de carácter preventivo contra enfermedades como infecciones estomacales, virales y otras peligrosas como el dengue o en chikungunya, que significan enormes gastos en salud.

Plan invierno

Esta semana la Alcaldía de Managua anunció, a través de los medios de comunicación gubernamentales, que de cara a la temporada lluviosa --que generalmente se presenta en la segunda quincena del mes de mayo-- limpiará 58 kilómetros de cauce revestidos.

El secretario general de la comuna, Fidel Moreno, dijo que concentrarán esfuerzos para despejar el sistema mayor de drenaje.

"Esperamos limpiar este año 26 cauces, 58 kilómetros de cauces revestidos, que sería un nuevo dato porque en la historia reciente nunca habíamos pasado de 50 kilómetros. De hecho, 55 kilómetros limpiamos el año pasado, pero como ha venido creciendo el sistema de drenaje, la ciudad ha venido creciendo… hablamos de más de 6 mil metros cúbicos de basura que vamos a retirar de los cauces", aseguró el funcionario.

Según Moreno, desde ya empiezan las obras en los cauces, en dos semanas estarán limpiando las 24 micropresas y en tres semanas despejarán los tragantes, que en su mayoría se encuentran totalmente copados de basura.

A lo largo de estos cauces, la alcaldía hará inspecciones y multará a quienes sigan conectados ilegalmente al drenaje pluvial. A la par de esto, Moreno dijo que se implementará una jornada de sensibilización.

100 KILÓMETROS abarca aproximadamente la red de cauces para el desagüe pluvial.

58 KILÓMETROS es la cantidad de cauces revestidos en Managua, que facilitan el drenaje.

8 MIL tragantes hay por toda la ciudad, en su mayoría obstruidos por basura.

La municipalidad asegura que con sus estrategias se ha disminuido la cantidad de basura en los últimos ocho años, pasando de 10 mil a una estimación de 6 mil toneladas.