•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

A tres años de iniciado el proyecto de mejoramiento vial a través del tramo Country Club-Sabana Grande, el proyecto sigue inconcluso, a pesar de que la continuación está presupuestada.

Para este año la alcaldía destinó C$58.5 millones, para este tramo, como parte de las obras que poco a poco se vienen realizando para la creación de una vía alterna de la congestionada Carretera a Masaya a Managua, cuyo movimiento diario es de 50 mil vehículos.

El Nuevo Diario realizó una visita a la zona, donde se observa la paralización de la obra que inició en 2012, pero por falta de fondos lo que sería una carretera de seis carriles quedó pendiente.

El proyecto reinició en 2013 con fondos de la cooperación japonesa y de la Alcaldía, para hacer una vía de cuatro carriles en concreto hidráulico. Para la primera etapa se invirtieron C$42 millones, según el Plan de Inversión Anual Municipal 2014.

Los últimos trabajos concluidos fueron el sistema de drenaje y una vía en ambos carriles con un largo de 4,290 metros lineales. Actualmente están pendientes dos carriles, uno por cada vía.

Vecinos del sector señalan que lo último realizado fue la construcción de una canaleta a la orilla de una de las vías de la carretera, mientras la conexión entre la urbanización “Ríos de Agua Viva” y Sabana Grande ya concluyó, con un largo de 640 metros lineales, a un costo de C$10.9 millones.