•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Web

Una falla en un tanque de gas es lo que ocasionó ayer la explosión en el comedor Arca de Noé, en el mercado Oriental de Managua, determinaron hoy los bomberos.

Merling Molina, la dueña del comedor, dijo que los bomberos inspeccionaron los demás tanques que tenía en el tramo, para confirmar si había más fallas.

De los cinco tanques que tiene en su local, uno presentaba fallas, añadió.

La última explosión de un tanque de gas en el mercado Oriental ocurrió hace cuatro años, sin reportar heridos, indicó Esmeralda Soto, vicepresidenta de la Asociación de Comerciantes de los Mercados de Nicaragua.

En la explosión del jueves en el mercado Oriental, fueron tres las personas heridas.

El suceso generó preocupación entre comerciantes y compradores y dejó al descubierto que el mercado Oriental, el más grande de Nicaragua, también presenta serios problemas ante este tipo de eventos, pues no están habilitadas las salidas de emergencia ni el acceso a los bomberos o Cruz Roja.

Pedro Mayorquín, uno de los lesiones en el mercado Oriental. Cortesía/ENDPedro Mayorquín, de la brigada contra incendios en el mercado Oriental, es una de las personas lesionadas y permanecerá hospitalizado hasta mañana, según informó su hijo, Álvaro Mayorquín.

El 31 de diciembre ocurrió tra explosión de un tanque de gas, en el mercado Roberto Huembes.

En ese caso resultaron con lesiones 17 personas, de las cuales murieron dos.

Por otro lado, la vicepresidenta de Nicaragua, Rosario Murillo, dijo hoy que el gobierno organiza reuniones con los distribuidores de los tanques de gas, comerciantes, y dueños de restaurantes y comiderías para analizar el tema de la manipulación de esos tanques.

“Vamos a hacer énfasis con el cuido de los tanques de gas”, dijo Murillo.