•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

El tiempo también es dinero para Ismael Castro, quien prefiere perder un cliente que atascarse en uno de los puntos críticos de paso vehicular en horas pico.

“Por ejemplo, no me sale ir a esas urbanizaciones en carretera nueva a León a eso de las 5:30 p.m. o 6:00 p.m. y si llevo a alguien le cobro caro. Un viaje de C$60 puede ser de C$90 o C$100. Uno pierde mucho tiempo y así se pierden clientes. Así que no conviene”, alegó Castro.

Indicó que la circulación en la capital es cada vez más difícil y ya uno no se puede confiar de un horario de circulación sin congestionamiento.

END

El presidente de  de la Unión de Cooperativas de Taxi (Unicootaxi), Reynaldo Bermúdez, señaló que en la actualidad no hay un horario confiable para poder circular con tranquilidad. 

“El otro día, me llevó 35 minutos trasladarme en mi vehículo del Aeropuerto Internacional hasta la entrada del residencial Las Mercedes, eso en un tramo que normalmente puede llevar cinco minutos”, dijo Bermúdez.

El presidente de Unicootaxi indicó que antes el tráfico se calmaba entre las 8 y 9 de la mañana, pero ahora el tráfico baja hasta pasadas las 10 de la mañana. Indicó que para el gremio representa un gran problema, porque reduce la cantidad de clientes, pues se dura más en cada traslado.

Indicó que puntos de mayor problema para el tráfico es el tramo de la rotonda Centroamérica hasta el antiguo Quetzal, otro punto complicado es llegar a los semáforos del mercado Roberto Huembes. Sobre esa línea un gran problema por la tarde son los semáforos de Plásticos Modernos, frente al edificio Armando Guido, al igual que Metrocentro, y ni se diga la rotonda de El Periodista y la rotonda El Güegüense.

“Ponen agentes de tránsito a dar vía, pero si bien facilita el cruce de la vía principal, por otro lado, uno puede esperar en una gran fila hasta 10 minutos hasta que te den vía”, comentó Bermúdez.

Según el primer informe sobre el "Plan Maestro de Desarrollo Urbano de la Ciudad de Managua", desarrollado por la Agencia de Cooperación Internacional del Japón (JICA), se identificaron nueve puntos de mayor tráfico, entre los cuales sobresalen la pista Juan Pablo II como la más transitada con 51,529 vehículos por día, seguida de carretera a Masaya, por la cual a diario pasan 50,653 carros de todo tipo, y la rotonda Universitaria que conecta con la pista Suburbana, en la cual transitan 45,134 por día.

El encargado del equipo de asesores del JICA, Koji Yamada, explicó que el tráfico tiene zonas de mayor confluencia vehicular, situación que en los últimos años representa una reducción en la velocidad vehicular, llegando en algunos casos a los 10 kilómetros por hora en las horas pico.

“Se hizo la encuesta de velocidad donde se descubre que hay momentos de hora pico. En las áreas de mayor congestión la velocidad por vehículo anda aproximadamente por los 10 kilómetros por hora, lo cual es un índice del congestionamiento”, dijo Yamada.

El estudio señala una hora pico entre las 7 a.m. y las 10 a.m. Hay dos tramos con mayores problemas. De la rotonda de la Centroamérica hasta el Roberto Huembes y el tramo del hotel Princess hasta Metrocentro. 

La otra hora pico comienza en la tarde. “La mayor preocupación se da por la tarde entre las 4 p.m. y 7 p.m. que es peor, con más vehículos tratando de circular por la ciudad”, comentó el asesor del JICA, señalando que los tramos más afectados son la Centroamérica, Metrocentro, tramo Portezuelo a Plásticos Modernos, pista Juan Pablo II, rotonda El Güegüense hacia el norte, rotonda de El Periodista hacia la UCA y carretera Sur.

También: “Managua está colapsando por el problema del tráfico”

En el futuro se espera que el parque vehicular aumente (10 mil vehículos por año), esto nos indica que se debe hacer un análisis de la modalidad vehicular.

Durante la presentación del Plan de Modernización y Ampliación Vial de Managua 2015-2022, el secretario general de la Alcaldía de Managua, Fidel Moreno, dijo que las principales necesidades de la ciudad están concentradas en ampliar las pistas y avenidas principales de 6 a 8 carriles, la construcción de 9 pasos a desnivel, 8 rotondas y 27 puentes vehiculares, para lo cual se requiere de un presupuesto de US$ 200 millones.