• Managua |
  • |
  • |
  • Edición Web

La dinámica que se vive cada día en la capital—que abarca desde actividades de negocios hasta recreativas—ha abierto las puertas a la oferta de nuevas formas de transporte urbano colectivo. Algunas ya son una realidad y otras, como Uber, aún están trabajando para poder funcionar en la ciudad.

Aparte de sus 1.6 millones de habitantes, Managua acoge a diario a una masa de personas que llegan desde otros departamentos del país a realizar diferentes tipos de gestiones o que permanecen en la capital de lunes a viernes por razones de estudio o trabajo.

El parque vehicular de Managua supera las 335,000 unidades y todos los días circulan 12,000 taxis, pero ello no ha limitado el ingenio de emprendedores para introducir servicios de transporte con un concepto exclusivo, seguro y cómodo.

Solo para mujeres

Una de estos servicios es Comfort Pink, un tipo de transporte exclusivo para mujeres con una tarifa base de C$ 150 y que puede ser solicitado por llamada telefónica o por medio de las redes sociales.

Comfort Pink ofrece a sus pasajeras wifi, una botella de agua, una llamada de emergencia y sonar la música que deseen mediante la aplicación Spotify. El teléfono para contactar el servicio es 22203636 o a través de sus cuentas en Twitter y Facebook.

En moto

Con la idea de ofrecer una opción de transporte rápida y accesible, el joven Ronald McNally, director de Proyecto Socio Productivo, lanzó Moto Viaje.

Esta propuesta está dirigida a los capitalinos, pero especialmente a los universitarios que necesitan movilizarse sin contratiempos y a un costo bajo, pues el traslado es en motocicleta y el costo es de solo C$ 20.

Las personas que requieran utilizar el servicio tendrán tres formas de hacerlo: mensajes de texto, llamadas o mediante la aplicación de celular, la cual estará lista en los próximos días.

El caso Uber

El sector privado del país se encuentra pujando para que Uber, servicio que funciona a través de una aplicación móvil que conecta a los usuarios con los conductores, ingrese al país, pero su propuesta se ha topado con la oposición de las cooperativas de taxi.

Con tal de impedir la llegada de Uber a Nicaragua, los taxistas han ofrecido mejorar el servicio; sin embargo, sus propias estadísticas muestran que cuentan con unidades caducas y que tienen dificultades para acceder a créditos para renovarlas.

Pese a que Orlando Núñez, asesor para asuntos sociales de la Presidencia, afirmó recientemente que el Gobierno no permitirá que Uber opere en el país, el Consejo Superior de la Empresa Privada espera que las autoridades no cierren definitivamente las puertas.

Efytaxi, una experiencia

En enero de 2015 Efytaxi, una iniciativa de capital nicaragüense, debutó como el primer servicio de taxi solicitado por medio de una aplicación móvil.

No obstante, su funcionamiento solo duró poco más de un años, pues, según sus impulsadores, hubo poco interés de parte de los taxistas.

Cuando la idea era integrar a 300 taxis mensuales para al final del 2015 tener a 3,600 afiliados, solo lograron congregar a 400 conductores.

Entre las razones de su fracaso, los responsables de este servicio señalaron que los taxistas se mostraban renuentes para bajar la aplicación de Efytaxi a sus teléfonos celulares y pagar una mensualidad para tener acceso a internet en sus móviles.