•  |
  •  |
  • Edición Impresa

La Policía Nacional encontró en la casa de Darling Raquel Borge y Henry Sánchez Fletes tres piedras de cocaína, base crack, que pesaron 951 gramos. La vivienda, que la pareja rentaba, se ubica en la comarca Chiquilistagua, de Managua.

Mientras Josué David Prado Escobar, de 18 años, acusado de traficar con 94 paquetes de marihuana, rompió en llanto después que un juez lo mandó a juicio para el próximo 24 de julio.

A Darling Borge y Henry Sánchez los acusaron de tráfico interno de estupefacientes. Ellos aceptaron su culpabilidad ante el juez Quinto Distrito Penal de Juicio de la capital,  Alfredo Silva Chamorro.  Los reos confesos fueron capturados el 6 de mayo del 2017 en la vía pública en el barrio Villa Roma.

La Fiscalía pidió siete años y seis meses de prisión para ellos, más una multa equivalente a 400 días del salario mínimo del sector industrial.

El abogado Oscar Carrión, defensor de Darling Borge, pidió cinco años de prisión y 300 días multa para su representada, mientras el litigante Erick Saldaña solicitó 2 años y seis meses más 100 días multa para Henry Sánchez.

Por su parte, el juez suplente Sexto Distrito Penal de Audiencia de la capital, Félix Salmerón, mandó a juicio para el próximo mes a Josué David Escobar Prado, de 18 años, acusado por igual delito.

Josué David Escobar fue arrestado el pasado 16 de junio en el barrio Hialeah, en una casa que rentaba y donde ocultaba 94 paquetes de marihuana y 185 envolturas plástica con la misma sustancia, según la Fiscalía.

Después de conocida la resolución del juez Félix Salmerón,  Josué David Escobar se puso de pie y acto seguido abrazó a su mamá rompiendo en llanto, mientras le decía “mama, no dejés que me encierren”.

En la acusación se asegura que Josué David Escobar fue capturado en la casa donde fue encontrada la droga, pero su abogado defensor, Óscar Urbina, alegó que su cliente fue capturado en el barrio Edgar Munguía, en el Distrito V de la capital.