•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Una vivienda ubicada en Las Sierritas de Managua resultó con leves daños al desprenderse ligeramente un pedazo de tierra, de igual manera un muro, ubicado en una parte más alta, amenaza con caerle, producto de las lluvias que han azotado a la capital en los últimos días. 

Este es uno de los dos lugares que las autoridades de la Alcaldía de Managua visitaron ayer por la mañana en Las Sierritas de Managua. La zona donde está la casa afectada por las precipitaciones se conoce como el caserío de los Talenos. 

Según Giovanni Roberto Espinoza, habitante del lugar, son tres las casas que conforman este caserío y habitan por lo menos 16 personas, la mitad niños. Sobre los daños por el pequeño derrumbe, mencionó que no son de gravedad ya que en el lugar había solamente un tendedero. 

“Perdimos herramientas, ropas, colchones”, declaró Espinoza quien afirmó que a las 12 del día ocurrió todo, mientras caía la lluvia. “Solo vimos que se estaba filtrando agua del muro y miramos que se venía”, relató. 

Sin embargo, Espinoza manifestó que le preocupa la situación del muro perimetral. “Esta es la segunda vez que el muro perimetral del condominio Villa de las Estancias amenaza con caerse. Hace dos años otra parte se cayó, pero gracias a Dios no hubo heridos ni daños”, declaró Espinoza.

Socavamiento

Otro punto que visitaron Reyna Rueda, secretaria general del Consejo Municipal de Managua, Fidel Moreno, secretario general de la Alcaldía de Managua y otros funcionarios, fue la entrada a la comarca San Isidro de la Cruz Verde, al sur de la capital.   

“Tuvimos varios puntos afectados (por la lluvia), este es uno de ellos (el caserío). Andamos haciendo un recorrido de supervisión”, indicó Rueda.

En la entrada a San Isidro de la Cruz Verde, la corriente del agua dejó en mal estado el camino y la maquinaria trabaja para repararlo. Según Rueda, esta entrada es la ruta a ocho comarcas que va a las sierras de Managua. 

En lugar también se pudo apreciar que la fuerza del agua socavó tanto el camino, que un tubo de agua potable fue roto por una enorme piedra. 

“Tuvimos en la descarga de San Isidro de la Cruz Verde, en la micropresa, donde las aguas que se recogen ahí vienen de las comarcas Félix Pedro, Sol de Libertad y otros sectores, donde en total son como ocho comarcas”, señaló Rueda. 

Las autoridades valoraban en este lugar  proyectos que podrían mejorar el drenaje de las corrientes de las aguas hacia la micropresa, ya que con las últimas lluvias el camino ha sufrido daños. El agujero donde se depositan las aguas que vienen de dichas comarcas estaba totalmente lleno y con mucha basura, principalmente plástico.     

“Nosotros en esta supervisión andamos levantando las necesidades que tienen las familias. Como Alcaldía, desde el primer momento estuvimos auxiliando, estamos trabajando permanentemente”, dijo Rueda, tras hacer un llamado fraterno a las familias, a mantener la ciudad limpia.