•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Web

El Instituto Nicaragüense de Estudios Territoriales (Ineter), reportó que la noche de ayer Managua volvió a ser víctima de actividad sísmica.

Según el reporte, los movimientos se registraron entre las 11:35 y 11:50 de la noche, no obstante, ninguno de ellos superó los 2.6 grados de magnitud en la escala abierta de Richter.

“Se registraron cuatro sismos en la cercanía del sistema de fallas Centroamérica, en el área sureste de Managua, el mayor de todos a las 11:44 de la noche con 2.6 grados de magnitud y ocho kilómetros de profundidad, el epicentro fue 250 metros al sur de la rotonda Jean Paul Genie” dijo Rosario Murillo, vicepresidenta de Nicaragua.

Según Murillo, los cuatro sismos están asociados a los segmentos de fallas secundarias del sistema de fallas Centroamérica, mismos que generaron el enjambre sísmico entre el 9 y el 14 de febrero.

La coordinadora del Consejo de Comunicación y Ciudadanía también alertó sobre la probabilidad de que la actividad sísmica se pueda reanudar los próximos días. “Es una posibilidad y estamos vigilantes, los sismos se presentarían, en caso de reanudarse, con iguales características a los que hemos tenido hasta ahora”, agregó la vicepresidenta.

Según la información brindada por Ineter, se registraron 4 sismos en fallamientos locales y dos en las costas en las últimas 24 horas, estos se presentaron al sureste de Boca de Padre Ramos, con una magnitud de 2.5 grados y otro en Pochomil, este con una magnitud de 2.8 grados.

“El Ineter continúa monitoreando la actividad sísmica de Managua y estará informando de los cambios que se registren”, detalló Murillo.

El Ineter informó también que se completó la instalación del circuito de 22 sismómetros alrededor de las áreas donde se registraron los epicentros de los sismos registrados en la segunda semana de enero y que en los próximos días se estarán instalando tres estaciones sísmicas adicionales.