•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Las autoridades concluyeron que el incendio ocurrido el domingo pasado en el mercado Oriental, y que calcinó 58 tiendas, se dio por negligencia. 

La Dirección General de Bomberos (DGB) y la Policía Nacional informaron ayer a través de medios oficiales que el incendio que afectó un área de 1,850 metros cuadrados en el sector de ropa usada, inició en una tienda que comercializa productos de cuero, tela y plástico.

Según el informe, el origen del incendio se debió a una conexión eléctrica inadecuada e ilegal que provocó fuente generadora de calor en fase incandescente producto de cortocircuito en conductores eléctricos sobre el techado de zinc que alimentaban tres tramos o tiendas.

Sin embargo, los comerciantes insisten en que en el sitio no contaban con energía eléctrica y sospechan que el siniestro fue provocado.

"El incendio comenzó en mi tramo. ¿Cómo? No me lo explico, porque tenemos más de 12 años de no tener luz. Desde el viernes y sábado pasado ya habían venido amenazar que iban a quemar el Oriental, lo que quieren es desaparecerlo. Este incendio fue provocado, yo vi a un grupo de chavalos como a las 4:00 de la tarde sospechosos, vestidos de negros rondando esta zona”, aseguró la comerciante afectada Darling Rivas, propietaria de 4 tramos, quien contabiliza las pérdidas en 100 mil córdobas por módulo.

En el informe oficial las autoridades indican que el fuego inició en el tramo de la comerciante Olivia Martínez Murillo, quien comercializa bolsos y carteras elaborados de materiales como lona, cuerina y plástico.

“Antes que ocurriera el incidente, los vigilantes habían reportado como a ocho chavalos sospechosos y a la media hora comenzó el incendio, y a ellos toda la gente los vio que salieron corriendo. Además, el lunes unos comerciantes encontraron algo como bomba, parecía jícaro con mecate y gasolina”, reaccionó Geovanny García, otro de los afectados.

El incendio que afectó un área de 1,850 metros cuadrados en el sector de ropa usadaQuedaron solos

Este martes, los vendedores perjudicados también criticaron la falta de acompañamiento por parte de las autoridades de la Alcaldía de Managua, así como de la Corporación Municipal de Mercados (Commema). 

“Es lamentable que el gerente o los demás funcionarios de Commema, después de tantos años de trabajar y de pagarles tantos impuestos, ni siquiera se aparezcan para saber cómo estamos o por lo menos decirnos de qué manera nos van apoyar”, lamentó Francisca del Socorro Madrigal, de 60 años, quien tiene más de 30 años de vender en el Oriental y calcula una pérdida económica de casi un millón de córdobas en mercadería.

“Ni la Alcaldía, ni Commema nos han venido a dar la cara, ¡es más, ni queremos que vengan! Porque solo son reuniones y nunca cumplen nada de lo que dicen. Si con las uñas nos vamos a levantar pues lo vamos hacer. Solo Dios es el único que nos puede ayudar”, expresó María Eugenia Cruz, vendedora de ropa usada, quien no ha podido contabilizar las pérdidas económicas.

Sin embargo, alrededor de 50 operarios de limpieza colaboraban ayer con los afectados en las labores de limpieza de los módulos que terminaron completamente en cenizas. 

“Yo solo estoy coordinando la limpieza, los operarios desde el lunes están sacando los escombros, ayudando a los comerciantes a limpiar cenizas. Están reforzando en dos turnos, unos entran en la mañana y por la tarde otro equipo”, detalló un funcionario de Commema, quien solicitó omitir su identidad.  

Sobre la ausencia de Augusto Rivera, gerente del mercado, contestó: “el gerente ayer (lunes) tenía que presentarse en la marcha que organizó el Gobierno y hoy (ayer) es feriado, por eso no ha venido al lugar, pero él es el que está organizando lo de la limpieza”, afirmó.