•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

La Universidad Nacional Autónoma de Nicaragua (UNAN-Managua) exigió la entrega del recinto universitario Rubén Darío, donde desde el pasado lunes 7 de mayo un grupo de estudiantes se mantiene atrincherado en demanda de la destitución de la dirigencia estudiantil y expresando su respaldo a las protestas ciudadanas. 

“Exigimos la entrega inmediata de las instalaciones de nuestro recinto, para alcanzar un clima de normalidad y poder ejercer nuestras labores y evitar así mayores pérdidas y daños a nuestra institución”, manifestaron las autoridades de la UNAN-Managua a través de un comunicado, firmado por el doctor Luis Alfredo Lobato, secretario general de esa casa de estudios superiores. 

 Diálogo en Nicaragua: Estudiantes a favor de Medina e Idiáquez pero rechazan a Talavera

De acuerdo con la información divulgada, las autoridades se encuentran en “sesión permanente” ante este problema y la fecha de la reinstauración de las clases sería anunciada a través de la secretaría general de la universidad. 

“Hacemos el llamado a la comunidad universitaria a evitar confrontaciones y a mantener la convivencia pacífica”, apuntó también el escrito. 

Las clases en esta alma mater fueron reanudadas el lunes pasado, tras haber sido suspendidas por la violencia registrada durante los enfrentamientos surgidos en rechazo a las reformas al seguro social, el pasado 18 de abril. 

Condicionan salida

Sin embargo, los estudiantes ayer se manifestaron dentro del recinto en honor a los 47 fallecidos durante las protestas y volvieron a exigir una reorganización de UNEN, por medio de elecciones anticipadas.

 Universitarios anuncian más protestas en León

Las actividades administrativas y clases en los diferentes recintos de la UNAN a nivel nacional han sido suspendidas. Entre el lunes y el martes, los jóvenes de las Facultades Regionales Multidisciplinarias de Matagalpa, Carazo y Estelí, así como la comunidad estudiantil de la UNAN-León y la Universidad Agraria (UNA) protestaron también por esta causa. 

La tarde de ayer los universitarios de la Farem Estelí volvieron a marchar en esa ciudad y reiteraron su llamado a “limpiar” las estructuras de UNEN, porque consideran que “no representan los intereses de los universitarios”. 

Los estudiantes también demandan a los dirigentes de la UNEN entregar cuentas de los fondos que reciben del Estado.

Piden elecciones

Los estudiantes atrincherados en la UNAN-Managua expresaron ayer mediante un video que mantendrán la toma del recinto hasta que se hagan los cambios en la dirigencia de UNEN. A los actuales líderes los señalan de no haber apoyado a los estudiantes que salieron a protestar cuando iniciaron las marchas en contra de las reformas del sistema de seguridad social. 

 ​Estudiantes de Upoli dicen ser perseguidos

“Los universitarios no nos vamos a retirar hasta que las elecciones de UNEN sean convocadas”, precisaron los jóvenes. 

“Nosotros somos los primeros interesados en que se reanuden las clases, somos estudiantes activos, estamos preocupados por nuestro semestre. Las clases están tratando de ser reactivadas a la mayor brevedad posible, no crean que estamos en contra de que recibamos clase”, agregaron. 

Hasta ayer, los sectores estudiantil, docente y administrativo mantenían reuniones de negociación dentro del recinto para lograr el consenso en cuanto a las disposiciones de las elecciones de UNEN y la reanudación del semestre académico.