•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Carlos Andrés Pérez Gutiérrez, de 39 años, decidió emprender un restaurante de comida nicaragüense, nada menos que cerca del estadio Santiago Bernabéu en Madrid, España. “Los Volcanes” se llaman los dos restaurantes que ofrecen tacos, rosquillas, enchiladas, gallopinto, nacatamales, vaho, vigorón, sopa de res y gallina. Así como bebidas típicas: cacao con leche, pinol, chicha y café nicaragüense.

Uno de los platos que más buscan los turistas cuando deciden hacer una parada estricta en el restaurante es el famoso “plato volcán”, que está compuesto por gallopinto, tajadas, pollo, yuca, queso frito y queso fresco.

Los restaurantes en su interior se caracterizan por contar con una gran pintura, donde se puede observar la catedral de Granada junto al volcán Mombacho. En las paredes están colocados otros cuadros que muestran lugares turísticos que tiene Nicaragua. Además, las mesas están vestidas de azul y blanco representando la bandera nacional. 

Hace cinco años, Pérez abrió el primero de los restaurantes cerca del mítico estadio Santiago Bernabéu y es muy concurrido después de los partidos del Real Madrid en los alrededores del estadio. 

El segundo local se inauguró hace un mes, en una calle llamada la Movinda 1, cerca de una estación de metro. Se trata de una calle muy concurrida por latinoamericanos.

El restaurante ha tenido gran aceptación, al grado de que el nicaragüense ha recibido propuestas para abrir franquicias en otras ciudades de España.Carlos Andrés Pérez Gutiérrez Cortesía/END

En los restaurantes el ambiente se ameniza con música nicaragüense y muestra videos turísticos de las bellezas naturales que posee Nicaragua y hacen que muchas personas se trasladen a la tierra de lagos y volcanes estando dentro de este local.

El restaurante Los Volcanes han atendido a embajadores y artistas de diferentes países del mundo que llegan a deleitarse con la comida nicaragüense y a disfrutar un tiempo ameno.

¿Por qué decidiste dejar Nicaragua y viajar a España?

Decidí irme porque tenía muchas dificultades económicas, y en ese momento en el país no había oportunidades. No tenía trabajo y estaba muy mal; decidí buscar nuevos horizontes y me vine para España. Para esa época tenía 27 años y quería atrapar mis sueños.

¿Cuáles fueron las dificultades que pasaste al llegar a Madrid?

Llegué en el mes de febrero de 2007, pasé mi primera noche en España, y lo único que recuerdo es que me acosté en el suelo en un apartamento que servía como refugio para las personas que llegaban a ese país. Esa noche la temperatura marcaba entre 8 y 10 grados centígrados, y en el lugar habían de 10 a 12 personas que también no tenían donde dormir.

Cuando yo vine desde Jalapa, Nueva Segovia, todos me dijeron de que no iba a encontrar trabajo en España, que solo contrataban a las mujeres porque hay más oportunidades para ellas en limpiar casas y cuidar a personas mayores.

Durante varias semanas, conseguí trabajo de mesero en un restaurante, a los dos años y medio, estando en el trabajo llegó una inspección para corroborar si en el lugar solo estaban trabajando personas que tenían sus papeles en reglas o eran residentes del país. Me despidieron, porque el restaurante recibió una multa considerada por tenerme trabajando en el lugar.

¿Cómo nace la idea de abrir un restaurante de comida nicaragüense?

Me habían corrido de mi trabajo y no encontraba en otro lugar, entonces miré que aquí en España estaban viniendo muchos nicaragüenses, y no había un lugar donde las personas se sintieran como en su país. Había algunos restaurantes de otros países como dominicanos, ecuatorianos, mexicanos, pero menos un restaurante nicaragüense. Algunos restaurantes de otros países incluían en el menú algunos platos de Nicaragua. Entonces, fue justo ahí cuando decidí con mi esposa María Pinell poner un restaurante aquí en Madrid. 

¿Por qué el nombre Los Volcanes?

Siempre pensamos en algo muy representativo de Nicaragua para ponerle un nombre al restaurante. Nuestro país es de tierra, lagos y volcanes. Entonces, mi esposa y yo decidimos (nombrar) Volcanes (al restaurante), porque en nuestra tierra existen muchos volcanes, ese nombre nos gustó y así quedó.El interior del restaurante volcanes, en Madrid, que sirve comida nicaragüense. Cortesía/END

¿De quién fue la idea de la decoración del restaurante?

Mi esposa y yo nos sentamos y pensamos en buscar colores, diseños y cuadros representativos de Nicaragua. Algunos amigos nos han ayudado en ideas para la decoración. También nuestros propios clientes y personas que nos visitan nos recomiendan la decoración del restaurante para seguir mejorando.

¿Cuál ha sido la aceptación de las personas en el restaurante?

La gente de Nicaragua, que está aquí en España, se siente muy orgullosa de tener un restaurante que es nicaragüense y que pueden encontrar un pequeño lugar de su país aquí. A ellos les gusta la comida y cómo la preparamos. Aquí algunos españoles y franceses se van encantados de la comida y traen después a sus familiares y amigos.

¿Qué es lo que extrañas más de Nicaragua?

Mi familia, mis amigos; hacer las cosas que  hacía en Nicaragua, como jugar futbol y beisbol por las tardes con mis amigos. Desde pequeño jugaba. Me hace falta mi mamá, ella vino aquí hace dos años, pero el clima no le gustó, y por eso decidió no quedarse aquí.

¿Qué significa para vos que los turistas conozcan un poco de la gastronomía de Nicaragua por medio de tus restaurantes?

Me siento bastante orgulloso, esa es la idea de trasladar Nicaragua a España a través de su gastronomía. En ocasiones vienen algunas personas a comer, pero no saben dónde queda Nicaragua, pero después de probar la comida se quedan con la intriga de conocer un poco más de nuestro país. Además, es muy importante para nosotros porque somos como referencia de las personas que vienen a España. Hay algunos que vienen y tal vez tienen un viaje y probando nuestra comida se emocionan más por viajar a la tierra de lagos y volcanes. Estamos muy contentos porque este año ya habrán vuelos directos; aquí vamos a tener más oportunidades de que muchos turistas españoles, y no solo españoles, de todo el mundo puedan conocer más nuestro país, porque hoy en día Nicaragua está muy de moda para ir a vacacionar.Carlos Pérez Gutiérrez.

¿Cuáles son tus próximas metas?

Ahorita me estoy enfocando con el nuevo restaurante, que abrí hace un mes, y se necesita estar presente para poder echarlo a andar bien, además tengo que trabajar el mismo concepto que tiene el otro restaurante que está cerca del Santiago Bernabéu. En el futuro, probablemente venda la franquicia porque me han llamado de varias ciudades como Sevilla, San Sebastián, Bilbao, Barcelona y Zaragoza. Hay solicitudes de personas que quieren que les venda la franquicia de mi restaurante, porque tienen buenas referencias de la comida que se sirve aquí. Creo que entre un año aproximadamente mi esposa y yo vamos a apostar con el tema de vender la franquicia, en realidad todavía es un tema de debate entre ella y yo.

¿Cuál es el mensaje para aquellas personas que no están en su país, pero quieren salir adelante?

Para las personas que deciden salir de Nicaragua, es bastante duro, no es fácil. Siempre les he dicho a las personas que deben apostar alto y no quedarse estancado y si ha estudiado en Nicaragua que trate de integrarse en la sociedad del país donde está, uno como persona debe de pensar en grande y nunca conformarse, es duro para las personas que llegamos a un país que no es tu tierra, que no conoces a nadie, por ejemplo yo dormí la primera noche en el suelo cuando llegue aquí a Madrid y a pesar de las dificultades yo decidí arriesgarme en emprender y poner mi propio negocio.