Danilo Mora Luna*
  • |
  • |

Los rieles y locomotoras llegaron a Masaya en septiembre de 1884.- El 30 de ese mes fue escogido para el acto inaugural. A las nueve de la mañana un tren adornado con banderas de Nicaragua y de los EU se detuvo cerca de la ciudad, hasta donde llegaba la línea, conduciendo a Don Pedro José Chamorro, Ministro de Fomento, y al Coronel Don Joaquín Elizondo, Ministro de Hacienda y Guerra, comisionados del Gobierno. Pronunciaron discursos Don Antonio Vega, Factor de Tabaco, y don Santiago Vega, por último habló el Ministro Elizondo. La Banda de los Supremos Poderes alegró el acto. El servicio Público se abrió el 1 de Abril de l885, los pases valían de Primera 1.20, de segunda 1.00 y de tercera 0.50
En Masaya se conoce que el Ferrocarril tuvo atentados contra personalidades, uno de ellos fue en contra del Cardenal Cagliero, el tren se descarriló por el estallido de una bomba. También el Presidente Evaristo Carazo, en la época de su mandato, 1887 - 1889, quien fue el último Conservador en el poder, murió viajando en el tren, en las inmediaciones de San Blas.
El tren llegaba hasta Granada, la primera locomotora fue traída por el Ing. Emilio Benard, fue una empresa exitosa, manejada por el Ing. Guerrero Parajón, en tiempos de la administración de Somoza García, las oficinas estaban en la Escuela de Bellas Artes de Managua. Habían trenes de primera, segunda y tercera, que eran llamadas góndolas, donde viajaban vivanderas. En cada uno de los trenes cabían sesenta personas, como pasajeros, las máquinas eran movidas por carbón a través de calderas.
En 1954 aparece el autocarril, éste llegaba hasta Corinto y costaba un poco más que el tren, su precio era como de veinte córdobas, el boleto tenía el señalamiento de cada una de las estaciones, Nindirí, Campuzano, El Portillo, Sabana Grande, Managua.
El tren funcionaba a través del telégrafo, habían paradas de bandera, hacían una señal y el tren se detenía, se regulaba por el telégrafo, es decir, se telegrafiaba de estación a estación, para evitar choques, porque era una sola línea.- Había una Y griega que servía para darle vuelta, en la zona de la Casa de Leña, los rieles se juntaban o se separaban, esto se conocía como los cambios.
El maquinista era Don Juan Ramón Bermúdez, en una ocasión por un error se produjo un choque con el autocarril, en El Portillo. La Estación tenía plataforma, que era un boleto que permitía entrar directo a la estación. Los portones se abrían y los pasajeros entraban a la estación. Don Julio César Bolaños era el portero. El horario del tren iniciaba a las siete y a los ocho de la mañana, uno venía de Granada y el otro de los pueblos. El Telegrafista de Masaya era don Eugenio Castillo Noguera y sus hijos trabajaban en la Estación.
Los trenes se cargaban de agua, la estación tenía su tanque y su pozo, ese tanque de agua cargaba el tren, un ancianito era el encargado de cargar el agua para el tren. En el interior de la Estación habían subterráneos, se guardaban herramientas e implementos para mantenimiento.
Mr. Raymon Gabin manejó el ferrocarril en Nicaragua, desde 1940 hasta 1950, don Alberto Martínez Sáenz, trabajó para el ferrocarril del Pacífico de Nicaragua. Don Miguel Bolaños Montenegro, Julio César y un señor de apellido Tompkins. El Jefe de la Estación de Masaya fue don Eugenio Castillo Noguera, el jefe de Mantenimiento Mariano Bolaños Montenegro, los maquinistas vestían de kepis, corbata, tenían colectores que recogían los boletos con ponchadoras. También habían vagones para acarreo de ganado, tejas, plataformas para hierro, chatarra.
Las máquinas fueron la 28 y la Pitocuape. Ocurrió una desgracia en esa época, un hermano de Agustín Torres murió bajo las ruedas del tren, también frecuentó esta Estación de Masaya el Padre KIM. Podemos decir que G.R.N. guardó cárcel al decir que el Ferrocarril del P. de Nic. significaba fuerte diarrea del presidente de Nicaragua .- Hubo un tren presidencial donde solamente viajaban el Presidente de la República y los Diputados de la época, tenían asientos de mimbres y se podían doblar.
Durante el período del Gral. José Santos Zelaya, 1893- 1909, se inicia la construcción del Túnel, donde pasaría la red ferroviaria hacia esas comarcas, lugar pintoresco que pertenece a Masaya, fue construido de material del lugar, piedra pómez basáltica. El Túnel hoy olvidado, cuya visión escénica es majestuosa, turística, propia para un desarrollo que brinde a Masaya sensación de un país europeo. Masaya y Nicaragua tienen lugares tan bellos que son envidiables a cualquier otro lugar del cosmo.

*El autor es recopilador Histórico y Dir. de Patrimonio
Histórico de ALMYA.-