• |
  • |

En el marco del crecimiento del sector forestal y el desarrollo de aquellas actividades que han propiciado la deforestación - estimada anualmente en 70 mil hectáreas - el Instituto Nacional Forestal ha considerado la necesidad de revertir esta tendencia por medio de una Cruzada Nacional de Reforestación.
El alcance de esta propuesta es fomentar que el bosque vive, y que éste asegura la vida de nuestros pueblos, permitiendo la recuperación del agua, de los suelos, de la seguridad alimentaria; convirtiéndose, así, en una línea estratégica para el combate contra la pobreza.
¿Qué es lo que pretende la Cruzada?, es muy sencillo, pretende implementar un plan de repoblación y educación forestal con un alto nivel de participación comunitaria con un enfoque de manejo de cuencas hidrográficas para enfatizar la recuperación de los recursos hídricos.
Los ejes centrales de esta Estrategia Nacional son:
- Potenciación de la participación comunitaria; mecanismos de financiamiento; educación ambiental; ordenamiento territorial y manejo integrado de cuencas; buenas prácticas comunitarias en el manejo del bosque; asistencia técnica y capacitación; mecanismos de concertación ciudadana
El Inafor en aras de impulsar en este año 2007, la Cruzada está estableciendo viveros en cada uno de los distritos forestales, los cuales tendrán una capacidad de producción de 40 mil plantas cada uno, para facilitar la adquisición de material forestal propio para la recuperación de nuestros bosques.
No puede faltar, por supuesto, el apoyo ciudadano que ha logrado este año disminuir los incendios forestales en un 50 por ciento, ha logrado el abastecimiento de alimentos a nuestros hermanos de la Región Autónoma Atlántico Sur (RAAN); el apoyo ciudadano invaluable que ha logrado tantas cosas y que seguramente va a llenar a Nicaragua de verdor, y de un sin número de colores porque al recuperar nuestros árboles recuperamos todo las bendiciones que Dios nos ha dado.
Esta cruzada puede ser el inicio de un Renacimiento, no un renacimiento meramente cultural sino algo que va más allá, un renacimiento de la naturaleza; si tenemos paisajes, fauna, bosque, el nivel de vida de Nicaragua podrá alcanzar sus niveles máximos tanto en el aspecto de salud como en las condiciones económicas, recordemos que el turismo en un rubro importantísimo para atraer divisas al país, ésta es una de las razones por las cuales no podemos ser indiferentes a la Cruzada Nacional de Reforestación.

* Licenciada en Comunicación Social