•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

Este es el título de la obra insigne de Ibn Jaldún, cuyo nombre completo era Abderrahmán Ibn Mohammad Ibn Jaldún al Hadramí, un pensador árabe nacido en Túnez en 1332, de ascendencia andalusí, a quien se considera actualmente como el primer sociólogo que registra la historia, mucho antes que Giambattista Vico (1668) con su ¨Filosofía de la Historia¨.

En idioma árabe, ¨Al-Muqaddimah¨, significa ¨Los prologómenos¨, y es la introducción a la ¨Historia Universal¨ ó ¨Historia de los Bereberes¨, que engloba de manera enciclopédica, el conocimiento del siglo XIV, abordando temas sobre la historia, la geografía, la demografía, la filosofía, la sociología, la política, la economía, la medicina, y otros.

Ibn Jaldún está considerado como uno de los primeros que analiza la historia desde un punto de vista científico y sociológico. Muchos autores e investigadores serios lo consideran como “el padre de la sociología y de la historiografía modernas y ¨uno de los fundadores de la economía política”. En resumen, se trata de un hombre universal, un sabio adelantado en siglos a su época.

La Muqaddimah permaneció ignorada por mucho tiempo, y no fue sino hasta la colonización francesa de Argelia, en 1830, que se “redescubrió”, siendo impresa en Egipto y posteriormente en Francia, en idioma árabe, en 1858. La primera traducción al francés se publicó entre 1862 y 1868. Una versión inglesa fue publicada en 1958.

La publicación en español se realizó en 1977 auspiciada por el Fondo de Cultura Mexicano, en un volumen de 1,166 páginas. Este libro se puede obtener en México y España.

Ibn Jaldún estudió temas de carácter económico, que después de varios siglos serían tratados de nuevo por autores como Adam Smith, David Ricardo y Karl Marx. Entre estos están: el trabajo y el valor; la riqueza como producto social y no individual; la diferencia entre dinero y riqueza; la demanda; el costo; los precios y su independencia; las clases de ocupaciones; las fases del desarrollo económico; las relaciones de dependencia entre el campo y la ciudad; la importancia del Estado en la economía; diversos aspectos de las finanzas públicas; y muchos otros.

Ibn Jaldún también contribuyó a la formación de la teoría económica con la definición de conceptos que son fundamentales en Economía, tales como “beneficio”, “lujo”, “formación de capital”, “población”, etc. Asimismo, contribuyó con un análisis de los mercados y con la defensa de un sistema de libre competencia en las actividades agrícolas, industriales y comerciales.

La Muqaddimah también influyó en la historia del pensamiento económico, disciplina que todavía hoy sigue fundamentada en la “Historia del Análisis Económico” (1954), la obra cumbre -publicada póstumamente- del autor austríaco Joseph Alois Schumpeter, uno de los economistas más prestigiosos e influyentes del siglo XX.

Schumpeter propuso la tesis de un paréntesis histórico de casi 5 siglos en la historia de las ideas económicas, hasta la aparición de Santo Tomás de Aquino (1225-74) y los escolásticos. Esta tesis ha sido rebatida al demostrarse que los árabes, tras la rápida adopción de la religión musulmana (632), se dedicaron a mantener y traducir los escritos de muchos filósofos griegos de la antigüedad, desarrollando además sus propias elaboraciones filosóficas, científicas y técnicas.

Consideramos que un análisis crítico y comparativo de la Muqaddimah arrojaría mayor claridad sobre la influencia que, sin lugar a dudas, tuvo esa magistral obra en la concepción de la obra schumpeteriana, así como también en la formación del pensamiento de otros grandes economistas occidentales.

* Economista