•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

En Nicaragua no se le ha brindado hasta ahora a la educación informal la importancia que se merece. De hecho, hasta donde he podido constatar, esta no ha sido mencionada nunca en un artículo de opinión. La “educación informal” es un proceso de aprendizaje continuo y espontáneo, el cual se realiza fuera del marco de la educación formal, que se imparte en escuelas e institutos. Es un proceso al cual tanto niños como adultos estamos permanentemente expuestos, por diversas vías o modalidades.

La familia es el principal grupo social en el que se desarrolla este tipo de aprendizaje, de carácter informal. Y en segundo lugar, están los medios masivos de comunicación.

Los periódicos, Internet, la televisión, la radio, los libros, las revistas, la telefonía móvil, son algunos de los ejemplos de la realidad tecnológica que dinamizan este tipo de educación.

La educación informal es una dimensión educativa casi inexplorada e incomprendida por el sistema educativo, especialmente en Nicaragua. Hace algún tiempo leí en un diario local que, en una escuela de Masaya se estaban empleando videos para la enseñanza Secundaria.

Pero esa experiencia, hasta donde he sabido, nunca fue secundada por otra similar. Pienso que el director de ese centro debería escribir un artículo de opinión dando a conocer el resultado de ese singular experimento educativo.

Ni los pedagogos que escriben artículos de opinión en los diarios, ni mucho menos el Ministerio de Educación, parecen haber comprendido el enorme potencial que tiene la educación formal para alimentarse de los recursos que emplea la educación informal.

Esto puede comprobarse fácilmente viendo los programas educativos de algunos canales televisivos como Discovery Channel, History Channel y Animal Planet. Existe, incluso, un programa educativo de gran calidad titulado “Discovery en la Escuela”, el cual contiene incluso preguntas y ejercicios.

Una serie en particular, titulada “Planetas asombrosos” nos presenta un ameno e impactante recorrido por los planetas que integran nuestro Sistema Solar.

Pienso que ningún profesor, en toda Nicaragua, cuenta con los medios para hacer una clase así de interesante sobre la astronomía. También encontramos ahí valiosos documentales y series sobre temas de historia, biología, vulcanología, geografía, etc. De gran impacto son los programas que muestran el hábitat de los animales salvajes, o la degradación del medio ecológico, a nivel planetario, y los nefastos efectos de la contaminación y del calentamiento global.

Las producciones de la educación informal y de la industria del entretenimiento emplean hábilmente el suspenso, el drama, la animación, el humor y muchos otros recursos de los cuales se pueden beneficiar los textos que se emplean en la educación formal, que se imparte en todos los colegios del país. Estos se caracterizan, dicho sea de paso, por ser sumamente áridos y aburridos.

Ojalá los funcionarios del sistema educativo presten más atención a este hecho y tomen las medidas necesarias para aprovechar las oportunidades que señalo. Aunque eso es muy improbable, ya que ni siquiera se tomaron el trabajo de imprimir los textos escolares que se utilizarían este año. Por eso este llamamiento se aplica principalmente a los centros de educación privada y semiprivada.

El futuro de la educación, en los países pobres, pasa necesariamente por la aplicación, cada vez mayor, de recursos pedagógicos generados en los países ricos. Esto se debe a que carecemos de los recursos para generarlos por nuestra propia cuenta. Entre ellos sobresalen aquellos creados especialmente por la industria del entretenimiento, la televisión educativa y los videos de corte pedagógico.

* Economista y escritor