•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

Estimados jóvenes: Un sector de ustedes, organizado políticamente, ha renunciado a aspirar a cargos de elección, diferido este derecho, se espera, para un próximo futuro ¿por qué? No lo sabemos, cada partido tiene sus políticas de relevo generacional. En todo caso, e independientemente de ello, ustedes representan el 70% de nuestra población. Nicaragua es uno de los países más jóvenes del mundo, de tal manera que nada de lo que aquí suceda les debe ser ajeno.

Las elecciones municipales son un espacio básico para el ejercicio de la democracia directa, al cual no se debe renunciar, el municipio es el ámbito donde ustedes, desde niños, adolescente y jóvenes, desarrollan su vida cotidiana, conocen a la gente, interactúan con ella, viven y sufren los problemas de su espacio local y disfrutan de los logros de su desarrollo. Si van a ejercer el derecho fundamental de participar, de elegir y ser electos, en estas próximas elecciones, sin nombres, sin rostros, aunque sí con banderas, sería recomendable que los/las jóvenes, fijaran su atención o demandaran en los distintos proyectos políticos, entre otras, las siguientes reivindicaciones:

Creación en cada alcaldía de una Secretaría para la Juventud.

Incluir en los consejos de la municipalidad, representación de las distintas expresiones juveniles organizadas: deportivas, religiosas, de género, estudiantiles, scouts, ambientalistas, etc.

Destinar un porcentaje del presupuesto municipal para desarrollar programas dirigidos a la juventud en riesgo; al otorgamiento de becas de estudios universitarios para los mejores alumnos de los colegios.

Que se promueva la creación de microempresas para jóvenes profesionales desempleados y mujeres madres solteras.

Que se promueva la capacitación de los sistemas educativos a nivel local, en Cultura de Paz, que incluya entre otros: la capacitación para la prevención de la violencia escolar, el conocimiento y la Ley Contra la Violencia a la Mujer, la capacitación en métodos y técnicas para la regulación pacífica de conflictos, educación ambiental, derechos humanos, etc.

Comunicación con sectores empresariales e instituciones para generar espacios de empleo, prácticas profesionales para la juventud.

Capacitación e información a padres, adolescentes y jóvenes sobre salud sexual y reproductiva, VIH-Sida, embarazo precoz, entre otros.

Capacitación técnica para jóvenes en relación a las necesidades del desarrollo local y departamental.

Desarrollar programas en los medios de comunicación dirigido a los jóvenes por jóvenes.

Voluntariado, es la mejor forma de toma de conciencia y desarrollo de los valores de la solidaridad, trabajo en equipo y maduración personal.

 

Estimados jóvenes:

Es importante fundamentar nuestro derecho a elegir en nuestra capacidad de discernimiento. Un candidato a alcalde debe tener y conocérsele, para comenzar, una vocación de servicio a la comunidad, conocimiento del municipio, formación profesional, honradez, capacidad y disposición para relacionarse e interactuar con los diferentes sectores e intereses del municipio, visión estratégica, de futuro, un buen equipo de trabajo, algo muy importante, ser capaz de establecer una buena comunicación y articulación de trabajo con el Gobierno Central y sus programas.

De igual manera, ante una buena gestión edilicia, probada, evidente, que imprimió un desarrollo integral al municipio, que gobernó tomando en cuenta a la comunidad, vale la pena considerar apoyar su reelección, pero una administración que se caracterizó por la ineptitud, corrupción, falta de transparencia, independientemente de coincidencias políticas, no merece nuestra confianza.

Estos planteamientos sería recomendable fueran objeto de debates, intercambios, enriquecimientos, articulación entre los distintos sectores juveniles organizados a nivel local, procesos en sí mismos importantes, en tanto desencadenantes del ejercicio, crecimiento y vivencia democrática.

 

*Director Instituto “Martin Luther King”, Upoli

08/10/2012