Ernesto Varela T. / Gerente Comtech
  •  |
  •  |

Esta frase: “Acelera el crecimiento” es repetida por cada una de las empresas líderes de tecnología, gobiernos y entidades que tienen un foco de carácter económico en el mundo, por muchas razones, la frase se repitió en un foro internacional realizado en Estados Unidos el pasado mes de marzo ante más de 2,500 socios comerciales de una fábrica líder en tecnología, los asistentes, de diferentes partes del mundo como Japón, Asia, Europa, EE.UU. y Latinoamérica escuchamos una de las más importantes conferencias expuesta por el CEO de esta fábrica.

Captó sobremanera mi atención, porque en Nicaragua escuchamos a nuestros representantes y actores económicos hablar de este tema y vemos un ejercicio llevándose a cabo: el de la comunicación entre Gobierno y representantes de la empresa privada como un nuevo modelo para acelerar el crecimiento económico teniendo un foco de las principales verticales de interés como es educación, salud, agro, industria y construcción.

El tema en la conferencia mencionada fue expuesto como una responsabilidad compartida de los principales actores para “Acelerar el crecimiento” y se logra con una comunicación permanente y constante entre Gobierno y Empresa Privada como una práctica que está dando sus frutos: por décadas, los gobiernos manejan información, principalmente de carácter económico que cuando es compartida con la población, arroja grandes beneficios para reducir las pérdidas, hoy los llamaríamos servicios digitales, como ocurre en el agro ante amenazas de Inundaciones, huracanes, sequías y sector económico en general ante las amenazas de desastres naturales que ponen en riesgo la producción del país, etc.

Los datos o data recabada en encuestas o estudios especializados arroja tanta información que aplica hasta a los productos de consumo masivo, por ejemplo, se vuelve valioso para las fábricas de vehículos, empresa de alimentos y de manufactura cuando se determina el nivel de calidad o experiencia que se tuvo, esto con el único fin de hacer los cambios para mejorar como proveedores, basados en esos resultados.

Permitir que exista la divulgación de la información como principal objetivo para acelerar el crecimiento, permitirá no solo ahorrar al  gobierno, dinero y tiempo en experimentar prueba y error, sino avanzar para mejorar en su agenda en las verticales más importantes como   educación, salud, agro, industria y construcción. Ayudará a compartir las mejores prácticas entre estos sectores e involucrará a los mejores jugadores con las mejores propuestas y experiencia.

Estas buenas prácticas y experiencia regionales se logran teniendo esa comunicación directa con los diferentes actores que abonarían para acelerar el crecimiento, este intercambio logra reducir a cero la brecha de gobierno y empresa privada alcanzando su máxima plenitud en la comunicación cuando la población se empodera de una participación directa de las necesidades principales que tiene nuestro país y cuando involucramos al sector educativo. Hagamos un simple ejercicio: al saber que tenemos una cantidad de desarrolladores en los diferentes lenguajes de programación, tema dominado por nuestros ingenieros egresados de universidades, sería de alto beneficio motivarles a tener o desarrollar aplicaciones enfocadas a una real necesidad de un sector económico como un incentivo para nuestros egresados y un aporte activo al país.

Recientemente tuve también el honor de ser invitado a dos eventos de mucho interés para el sector educación y tecnológico en nuestro país, haciendo eco al término que apunta a un crecimiento, de cómo las principales instituciones de educación, junto con las alcaldías municipales intentan aprovechar los recursos e infraestructura ( Cantidad de escuelas) para promover entrenamientos y capacitaciones, sirviendo para fortalecer a otros sectores de interés económico que requieren mejorar y fortalecer sus servicios y productos, como las pymes, manufactura y sector turístico. Definitivamente, hacer cambios de lo tradicional y adoptar nuevas prácticas es el reto.

Otro ejemplo: en la India fue llevada la fibra óptica a una población que carecía de los servicios básicos más elementales, una vez instalados los beneficios TIC, el crecimiento en la zona no se dejó esperar: Un agricultor logró tener información del documento que le acreditaba como dueño de su propiedad y le permitió hacer un préstamo de manera más ágil con un banco para realizar unos cultivos, otra experiencia contada es la de un joven estudiante universitario de la ciudad que requería regresar al pueblo para cuidar de su madre enferma y logró continuar sus estudios gracias al internet.

Cuanto más beneficios hay por descubrir en el sector Educación, Salud, Construcción, Agro y Empresa Privada, para darnos cuenta que ya es hora de diseñar y desarrollar una Estrategia Tecnológica Nacional?  Debemos acelerar el crecimiento iniciando con el trabajo en conjunto, responsabilidad compartida y consolidando las mejores prácticas.