•  |
  •  |
  • Edición Impresa

Si te preguntaran, ¿cuánta comida desperdicias en un día?, probablemente no sabrías exactamente qué responder. Quizás tengas un estimado entre “mucha” y “nada”. Vamos a ayudarte a responder esta pregunta. La respuesta está más cerca de mucha que de nada.

Según la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO por sus silgas en inglés), en América Latina y el Caribe (ALC) se pierden y desperdician cada año 127 millones de toneladas de alimentos. ¡Esto equivale a 348 mil toneladas por día, es decir, 34% de todo lo producido para consumo humano! Para responder la pregunta que nos hacíamos, esto equivale a 223 kilogramos per cápita por año.

Las pérdidas, que representan el 55% del total, se producen al inicio de la cadena: en la producción, el almacenamiento y transporte y en el procesamiento. Los desperdicios, que representan el restante 45%, se produce al final de la misma: en la distribución y mercadeo y en el consumo.

En una región con 42 millones de personas sufriendo de subalimentación aguda, no podemos darnos el lujo de desperdiciar el 34% de lo que producimos.

Las pérdidas y desperdicios de alimentos (PDA) tienen consecuencias ambientales y económicas significativas. Contribuyen a la emisión de gases de efecto invernadero y al consumo de agua y energía. Se estima que, a nivel global, el 18% de las tierras productivas y el 19% de los fertilizantes se están utilizando para producir alimentos que nunca se consumen (FAO).

Para encontrar soluciones a este problema, necesitamos mayor innovación, mejores políticas públicas y mayor capacidad y conocimiento sobre el tema.

Por ello el Banco Interamericano de Desarrollo, en alianza con una serie de socios privados y de la sociedad civil, ha decido lanzar #SinDesperdicio, una plataforma que trabajará por una América Latina sin pérdidas ni desperdicios de alimentos.

Para cumplir con ese objetivo se requiere un enfoque múltiple. Por ello, la plataforma de socios impulsará cuatro ejes de acción: proyectos innovadores, políticas públicas a nivel nacional y local, generación de conocimiento y hábitos de consumo responsable.

Pero volvamos a la pregunta que nos hacíamos al inicio. Casi no es necesario aclarar que, como persona, no eres responsable por el 100% de las pérdidas y desperdicios. Es decir, por los 223 kilogramos per cápita que acaban en la basura cada año. Como vimos, las mismas se producen a lo largo de la cadena, y hay muchísimas fallas de mercado y de política pública que explican este fenómeno. Sin embargo, si puedes ser parte de la solución. Y si te preguntan, cuánta comida desperdicias en un día, puedes no saber la cantidad exacta, pero al menos puedes responder que estás haciendo algo al respecto. Este martes 16 de octubre lanzaremos oficialmente la plataforma, en donde te daremos más información para sumarte a nuestro objetivo de una América Latina y el Caribe #SinDesperdicio.

* Especialista Senior de Agua y 
Saneamiento del BID.
Este artículo fue publicado en el blog 
Volvamos a la fuente del BID,