•  |
  •  |
  • END

Hasta el día de hoy, solamente he podido leer un artículo de opinión sobre el interesante libro del Coronel Sandinista abogado Víctor Boitano Coleman: Confesiones secretas de un Coronel Sandinista
Su impresionante hoja de servicio en las filas del Ejército Popular Sandinista y luego Ejército de Nicaragua nos presenta a un brillante militar. Su base social descrita por él se desarrolla en “dos mundos diferentes: el de los pobres y el de los ricos. Asistí a la presentación de su libro, y me impresionó la introducción que hizo el laureado poeta y escritor Julio Valle Castillo, dando el matiz que tan magníficamente sabe manejar el maestro. Erick Aguirre hizo lo propio en su intervención, para finalmente confesarse el autor con su auditorio.

Su fuerza moral es de mucha valía, y en esto el coronel y abogado se lució, al presentar sin ambages lo que él proclama ser: un sobreviviente de una conspiración.

Denuncia lo que para muchos especialistas en estudios militares y de estrategia ya se había abordado, pero en un tono más diplomático. Para nadie son un secreto los misterios y manejos financieros de ese cuerpo castrense, cuyos privilegios están establecidos en el código militar que tanto defendió el ahora retirado General Humberto Ortega Saavedra. Mal que bien, van caminando hacia adelante. No creo que pueda llamársele traidor, ni mucho menos tratar de eliminarlo cuando el autor no revela ni secretos militares, misiones o especial tarea que ponga en peligro la operatividad funcional de esta sólida institución militar a la que los civiles solamente accedemos, vía memoria anual que el Ejército publica.

No voy a referirme a los casos especiales que el distinguido Coronel y abogado menciona como los más relevantes, (él usa la palabra emblemáticos). Por ser éstos parte de la historia negra y obscura de Nicaragua, en los últimos 30 años. Tampoco voy a comentar lo que a la luz de la recta razón está claro: La manipulación del Poder Político en sus más preclara actuación: el Danielismo. Y no podría referirme a las mentiras, como tampoco a las verdades que menciona el abogado Boitano Coleman, ya que los nicaragüenses conocemos el caos político que vive nuestra patria, por causa de la compra de voluntades y ambición de dinero que ha enfermado a nuestra clase política.

Señala el Coronel: “Que es un patriota, un soldado marcado por las falsedades de un sandinismo secuestrado y desnaturalizado por el orteguismo, (yo diría danielismo) un sandinismo que ha sido traicionado y marcado, un sandinismo desnaturalizado con fortunas mal habidas…”

Sobre este tema hemos sido coincidentes varios compatriotas al denunciar desde nuestras diferentes tribunas (confiscados, Cosep, sociedad civil, derechos humanos, etc.) los atropellos que el actual gobierno comete en nombre de Sandino- que el mismo General Sandino no daría su aprobación.

Dice el autor que “es una total falsedad la reconciliación cuando apostados con un garrote y una bandera en las rotondas del país, gritan a los transeúntes que el amor es más fuerte que el odio” y nos recuerda “… En las más altas esferas del Poder es donde existen y se producen los más grandes engaños y traiciones”

Hay una página que me llamó poderosamente la atención (Pág. 72), en ésta describe al Dr. Arnoldo Alemán como: “El más sagaz, astuto e innato dirigente político nicaragüense aparecido en los últimos sesenta años en la historia política de Nicaragua. El único que representando a la democracia y oposición política hizo temblar al partido FSLN, al cual temeroso y no encontrando la forma de detenerlo y contrarrestar su vertiginoso ascenso y consolidación hegemónica en la sociedad nicaragüense, no le quedó otra opción que eliminarlo mediante una conspiración…” Se refiere a la creación del muñeco que en el argot militar le llaman a la conspiración que junto al “otro presidente de edad avanzada, nica medio alemán, que además se declara raramente liberal y conservador, ni chicha ni limonada, montó un enredo que históricamente nadie sabrá cómo denominarlo…”

Apreciación que cabalmente es la misma que miles de nicaragüenses tenemos al respecto de ese compatriota nuestro al que no se le pudo juzgar correctamente habiendo tanto abogado brillante en este país.

¿Por qué me llama la atención e impresiona esta forma de definir al Ex Presidente de Nicaragua?
¿Por qué viniendo de un hombre tan valiente, con una mentalidad forjada en Europa, Inglaterra, España, Cuba, etc., no haya patinado en las resbalosas pistas del socialismo, comunismo y dictaduras similares, ni en el estiércol de la política criolla, dando al César lo que es del César…? ¿Cuántos señores de la oposición hubiesen deseado no una página, pero aunque sea dos líneas?
Llegará el momento en que las fuerzas vivas del país realmente nos reconciliemos, pero con autoridades que nos protejan, auxilien en la dificultad, dentro de un clima de paz y progreso respetando nuestras libertades públicas y derechos --sin violar la constitución y las leyes, sin traiciones y conspiraciones tal como soñó Pedro Joaquín Chamorro y como este compatriota claramente lo exige y pide en su libro Confesiones Secretas de un Coronel Sandinista (El último de los Boitano).


Acastell46@yahoo.com