•  |
  •  |
  • END

El 24 de septiembre se aprueba la Ley creadora del Colegio de Médicos y Cirujanos de Nicaragua, “Artículo I: Se crea el Colegio de Médicos y Cirujanos de Nicaragua, como organismo único, integrador y regulador del ejercicio de la profesión médica, en lo ético y deontológico vigilando que el ejercicio de esta profesión cumpla la función social establecida en el Art.86 Constitucional. Para efectos de esta Ley este organismo se identificará con el nombre de Colegio Médico”.

Éste es un paso gigante en la historia del gremio médico, que necesita fortalecer sus lazos de unidad, respeto y dignidad de la profesión médica, una de las más nobles en la historia de la humanidad. Esta ley nos debe congregar en torno al bien común de los médicos y las médicas, reconociendo la lucha por un salario digno, nos encamina a una decorosa condición de vida, personal y familiar, correspondiente a nuestra responsabilidad profesional, renueva la relación con nuestra sociedad, en el ámbito de la salud con calidad y calidez, sobre todo, de las familias más necesitadas, a nuestros pacientes los beneficia, por contar con una entidad que va a regular el ejercicio de la profesión médica en el país, ya sean estos médicos nacionales o extranjeros, por ser el Colegio Médico una entidad nacional, autónoma y de interés
público.

Historia de nuestra ley: el 21 de noviembre de 1996, ante diversas solicitudes de organizaciones médicas, fue dictaminado dicho Proyecto de Ley, que fue aprobada el 15 de diciembre de ese año. Pero por sentencia de la CSJ del 07 de enero de 1997, se declaró nulo lo actuado y dicha ley quedó inexistente e inaplicable. Las Juntas Directivas Médicas de las especialidades existentes presentaron otro anteproyecto denominado: “Ley del Colegio de Médicos y Cirujanos de Nicaragua ”, el cual fue remitido a la Comisión de Salud el 26 de agosto del 99, y el 24 de septiembre de este año fue aprobada con el nombre de “Ley de Colegiación y Regulación de la Profesión Médica”, y con ese nombre fue remitido a la comisión el día 05 de diciembre de 2003. (Historia tomada del boletín de la Federación de Médicos y Odontólogos con autorización del Dr. Luis Santiago del Palacio).

Es fundamental que todos los médicos de nuestro país –hombres y mujeres—, nos documentemos en el contenido de esta ley; es de vital importancia participar en la elección de la Junta Directiva Provisional, que deberá ser electa, posterior a la convocatoria que por ley debe hacer el Ministerio de Salud. Es hoy, que estamos obligados a estructurar el futuro, por nuestro propio bien, y el de nuestros pacientes; de no hacerlo, otros se tomarán esas atribuciones. Todos los médicos en la atención del paciente por brindarle salud, sobre todo ante una complicación, trabajamos en equipo, sin importar ideologías, credos religiosos, color de piel o nimiedades personales: se interpone, únicamente, la salud de nuestros pacientes de todas las edades y sexos. Debemos permanecer así y empoderarnos del tema del Colegio Médico, la historia nos da la oportunidad de participar en este gran acontecimiento, sumemos esfuerzos en esta etapa, cuando puntual y acertadamente se aprobó el Colegio Médico en Nicaragua, es nuestro derecho y nuestra obligación.


*Ginecólogo Obstetra, Máster en Salud Pública.