•  |
  •  |
  • END

Hace pocos días, Carlos Castresana, el jefe de la Comisión Internacional contra la impunidad en Guatemala, Cicig, ofreció una conferencia de prensa en la que reveló los pormenores del asesinato del abogado Rodrigo Rosemberg, acaecido el 10 de mayo de 2009 y que provocó una de las crisis políticas más intensas que ha vivido el país.

La conferencia de prensa, convertida en una clase magistral de investigación criminal, mostró con evidencias irrebatibles, basadas en pruebas científicas, cómo el propio Rodrigo Rosemberg planificó y llevó a cabo su propio asesinato. Rosemberg inventó la farsa de estar recibiendo amenazas y extorsiones, para organizar su asesinato e involucrar a prominentes personajes políticos de Guatemala.

Después de la conmoción que provocó el video en el que Rosemberg señalaba al Presidente Colom, a la primera dama y a otras personas, como sus supuestos asesinos, el país entero y la comunidad internacional siguieron día a día los avances de las investigaciones que la Cicig realizaba. Infinidad de pistas falsas aparecieron para desviar la investigación. La Cicig informó ayer que Salvador Gándara, Ministro de Gobernación del Presidente Colom, también fabricó un testigo falso, que comprometía a prominentes personalidades del Partido Patriota, cuyo líder es el General en retiro, Otto Pérez Molina. 300 investigadores de diferentes partes del mundo trabajaron en la investigación.

Mientras las investigaciones se realizaron, los oponentes políticos de Colom organizaron manifestaciones multitudinarias que además de pedir justicia, solicitaban la renuncia del Presidente. En Guatemala, todos los días se cometen aproximadamente 18 asesinatos. En 2009 hubo 6,400 muertes violentas, una de las cifras más altas del mundo. Choferes de buses son acribillados mientras conducen sus unidades, mujeres indefensas son secuestradas, torturadas, literalmente descuartizadas y tiradas en cauces y cunetas de la ciudad, hombres y mujeres son asesinados por no entregar sus celulares o sus vehículos mientras esperan un cambio de luz en los semáforos. Ninguna de estas personas provoca una manifestación para pedir justicia. Justicia sí, pero no para todos. Así es Guatemala.

Entre octubre y diciembre de 2009 fue capturada la banda de once sicarios que cometió el crimen, es decir, los autores materiales. Tres de ellos decidieron colaborar con la investigación, convirtiéndose en “colaboradores eficaces” de la justicia. La investigación partió de las grabaciones de las cámaras colocadas en las casas vecinas al lugar donde se cometió el crimen. Los videos mostraron los vehículos que siguieron a Rosemberg, desde que salió de su casa hasta que lo asesinaron.

La Cicig investigó más de 100 mil llamadas telefónicas. Se solicitó no solo reportes de las empresas telefónicas, sino que verificaron los registros de las antenas receptoras cercanas. Todos los datos fueron corroborados por expertos en radiofrecuencias, que concluyeron que las llamadas de las supuestas amenazas fueron hechas en el apartamento de Rosemberg, mediante dos celulares, que fueron comprados por su chofer unos días antes del asesinato. Los videos del centro comercial, las facturas en el negocio donde fueron comprados los celulares y la declaración del chofer confirman los hechos.

El hilo conductor de la investigación relacionó a los sicarios con el jefe de seguridad de los empresarios y hermanos Francisco José y José Estuardo Valdez Paiz, a quienes Rosemberg, unos días antes, les solicitó apoyo para quitarse de encima a alguien que lo estaba amenazando y extorsionando. Los Valdez Paiz solicitaron a Nelson Wilfredo Santos Estrada, su guardaespaldas, que concretara la ejecución. Fue Santos Estrada quien contrató a los sicarios y no es hasta que el asesinato fue consumado, que los Valdez Paiz se percatan de que extorsionador y extorsionado son la misma persona, es decir, Rosemberg. En las declaraciones de los sicarios consta que cuando cobran el precio pactado por el asesinato, (300 mil quetzales, aproximadamente cuarenta mil dólares) los Valdez Paiz pagan conmocionados. Cuando la banda de sicarios es capturada, los empresarios farmacéuticos Valdez Paiz salen hacia Honduras, donde permanecen en calidad de prófugos de la justicia.

Los detalles de la trama son tan asombrosos, que si no fuera porque cada uno está debidamente respaldado por las pruebas científicas y las declaraciones de los involucrados, realmente no podrían ser creíbles. El éxito de la investigación de este caso demuestra que cuando hay voluntad política, la impunidad puede ser enfrentada.

¿Qué o quién motivó a Rodrigo Rosemberg para haber planificado con éxito su propia muerte tratando de convertirse en mártir al inculpar dolosamente al Presidente, su esposa y otros funcionarios del Gobierno? ¿Cómo dos personas ampliamente conocidas en el mundo empresarial contratan sicarios para cometer un crimen? Guatemala sigue siendo un lugar donde lo impensable es definitivamente posible.

¿Cómo se gesta el crimen (La bitácora de la investigación de la Cicig consigna estos acontecimientos)

* 20 de abril: Se desahoga con su personal del bufete diciendo que en el país no hay justicia. Para ese entonces los Musa tenían cuatro días de muertos.

* 21 de abril: Escribe a una persona cercana. “No puedo dejar de llorar, siento que me estoy desintengrando”.

* 21 de abril: Compra dos tumbas en el Cementerio Las Flores, una para él.

* 24 de abril: Encarga a su secretaria que haga su testamento, y lo otorga.

* 3 de mayo: Habla con su amigo Mario Fuentes Destarac para decirle que tiene un problema con la custodia de su hijo. A él le pide que vaya con el vicepresidente Rafael Espada para decirle que el abogado de los Musa (o sea él) está investigando el doble crimen.

* 4 de mayo: le dice a los empleados que se va del bufete.

* 5 de mayo: Ordena a su piloto comprar los teléfonos de las terminaciones 65 y 47.

* 5 de mayo: A Mendizábal le denuncia que recibe amenazas –las que hacía a sí mismo- y le confía que tuvo un choque con Gustavo Alejos, secretario privado de la Presidencia (que en el video responsabiliza de su muerte). Éste le dijo que deje de decir que el Gobierno mató a los Musa, y él responde que nadie lo va a callar (porque investigaba el hecho pero sin que tuviera pruebas).

* 6 de mayo: Otorga un mandato a favor de sus hijos para trasladarles sus bienes, negocios, deudas, etcétera. Durante la noche dice a amigos que se siente culpable de la muerte de los Musa y que no puede seguir viviendo.

* Sábado 9 de mayo: Entrega a Mendizábal tres cajas con CDs con el vídeo elaborado donde acusa a Colom y se cerciora de que la bicicleta esté en buen estado. Habla con una familiar de los Musa para contarle que el domingo saldría a dar “una gran vuelta en bicicleta para desestresarse”.

* Domingo 10 de mayo: 6:26 horas. Se llama a su teléfono para registrar una ‘amenaza’ más. .

* A las 7 lo llaman los sicarios (aquí él habla como el que ordena la muerte y da instrucciones).

* A las 7:58 dice a su piloto que dará una vuelta en bicicleta.

* A las 8 llama a los sicarios para dar las últimas indicaciones sobre las características del ‘extorsionardor’ y 10 minutos después muere de cinco balazos.

matiguas@hotmail.com