•  |
  •  |

Un grupo de estadounidenses miembros del no gubernamental The Nicaragua Network, Nicanet, arribó recientemente al país para constatar si los programas sobre democracia financiados por el gobierno de Estados Unidos cumplen realmente con ese propósito.

Katherine Hoyt, Coordinadora de esta agrupación, explicó que un grupo de 15 personas, compuesto por miembros de Nicanet y profesores que han publicado libros sobre el país, están “investigando” los programas de “promoción de la democracia” que financia Estados Unidos.

“Queremos saber si los programas que financia nuestro país ayudan a promover la democracia. Tenemos la sospecha que ayudan a promover una visión de democracia que favorece los intereses de las grandes corporaciones transnacionales con sede en Estados Unidos”, expresó Hoyt.

Varias reuniones
Ayer se reunieron con el grupo juvenil que lidera Raití Juárez y tenían prevista una entrevista con Gustavo Porras. En días anteriores se reunieron con el Movimiento por Nicaragua y con Dora María Téllez.

Su agenda incluye entrevistas con los directivos del Instituto para el Desarrollo y la Democracia, Ipade, con diplomáticos de la Embajada de Estados Unidos y con el candidato presidencial Fabio Gadea, entre otros.

“Hemos visto diferentes opiniones, algunos piensan que debería haber más dinero y que hacen buen trabajo. Aquí, Raití Juárez, se ha retirado de esa ayuda porque cree que divide a los nicaragüenses”, agregó Hoyt.

Admite intervención en 2006
Sin precisar los programas, Hoyt se refirió a los financiados por la Agencia Internacional para el Desarrollo, Usaid, el Instituto Nacional Demócrata y el Instituto Nacional Republicano, IRI.

Katherine Hoyt también habló de la influencia que su país ejerce en la política interna. “En 2006 tal vez usted recuerde que la intervención de nuestro país fue exagerada, el embajador hizo esfuerzos públicos para intervenir en la política interna de Nicaragua”.
“Esta vez vemos menos. Aquí nos han dicho que están interviniendo un poco más sutil. (Pero) hay doble discurso porque el embajador (Robert) Callahan ha dicho que no se va a intervenir y por debajo (se interviene)”, agregó.

En julio habrá informe

Esta agrupación es una red de solidaridad con Nicaragua fundada por nicaragüenses exiliados y estadounidenses en febrero de 1979. La integran una red de comités locales en 200 ciudades de Estados
Unidos.

Según Hoyt en julio próximo emitirán un informe sobre los resultados de esta visita. En junio de 2006 Nicanet emitió un comunicado donde calificó el involucramiento de Estados Unidos en el proceso electoral que se realizó ese año como una “intervención que se pasa de lo aceptado”.